Se entregó hombre que disparó contra dos policías cuando lo intentaron requisar en Bogotá

El subintendente Yeison Arévalo murió y otro patrullero resultó herido.

El subintendente de la Policía, Yeison Arévalo Prieto llevaba 11 años al servicio de la institución.

Ante un juez de control de garantías será presentado Óscar Alexis Larrondo, un joven de 18 años identificado como presunto responsable del asesinato de un policía en el barrio Laureles (localidad de Bosa), sur de Bogotá, el pasado 6 de agosto. 

Los hechos se presentaron el sábado en horas de la noche cuando dos policías del cuadrante 40 de la localidad de Bosa se movilizaban en una moto y requirieron a un hombre que iba en bicicleta para una requisa. Este les habría respondido sacando un arma de fuego y disparando contra los uniformados, según testigos. (Vea: Policías fueron atacados cuando pidieron una requisa en el sur de Bogotá)

A pesar de portar el chaleco antibalas, el subintendente de la Policía, Yeison Arévalo Prieto, de 31 años, murió al recibir un disparo por un costado. Entre tanto, el patrullero Óscar Trujillo Cárdenas fue herido y hoy se recupera en la Clínica de Occidente tras ser sometido a una intervención quirúrgica.

Desde el sábado la Policía activó un fuerte operativo que al parecer desencadenó con la entrega del joven. Ante las autoridades, Óscar Larrondo se identificó como el autor del ataque y aseguró que actuó en defensa propia luego de que supuestamente los policías abrieran fuego y se presentara el intercambio de disparos.

“Estábamos en la rockola, llegan esos agentes de una vez apuntándome con un arma y a mí unos amigos me pasan la pistola, los policías me dijeron le pego su tiro y a mí en defensa me tocó reaccionar”, indicó Larrondo tras entregarse. Dice que salió huyendo en la bicicleta y por el camino tiró el arma.

En medio del hecho, varias casas resultaron con daños en sus puertas y vidrios.

Mientras el joven argumenta que se entregó tras ver las noticias y que el policía había muerto, la Policía asegura que un psicólogo de la institución se puso en contacto con los padres del sujeto para que lo persuadieran y se entregara voluntariamente.

El mayor José Moreno, oficial de inspección de la Policía, señaló que este hombre afrontará cargos por homicidio y tentativa de homicidio.

El oficial muerto llevaba 11 años al servicio de la Policía y estuvo a cargo de los cuadrantes del CAI Samper, Mendoza, Paloquemao, y San José. Vivía en el mismo sector donde fue asesinado.