Se hundió acuerdo de valorización en el Concejo de Bogotá

Tras casi doce horas de negociaciones tampoco fue aprobado el cupo de endeudamiento por $4.3 billones.

Nuevamente, y por tercera vez se hundió la iniciativa para lograr un acuerdo en el cobro de valorización en el Concejo de Bogotá. La jornada comenzó con un pronunciamiento sorpresivo. Ricardo Bonilla, secretario de Hacienda, dijo que la administración distrital iba a presentar una proposición sustitutiva basándose en la ponencia que Antonio Sanguino, opositor, había presentado sobre el proyecto de valorización. Es decir, que la administración, en aras de la negociación, había repensado su idea de derogar el Acuerdo 180 y estaba dispuesta a permitir que algunas obras se hicieran soportadas en el cobro de valorización y otras por el cupo de endeudamiento.

Después de casi doce horas de discusiones finalmente no se aprobó el cupo de endeudamiento por $4,3 billones para obras que se dejarían de hacer por valorización, así como tampoco la derogación del Acuerdo 180 de 2005, que define los principios del cobro de valorización.

Así se mantendrá igual el actual cobro de valorización que estipula tres fechas, la primera el 30 de julio, la segunda el 29 de agosto y la última el 27 de septiembre con el 15% de descuento, 5% de descuento y tarifa plena respectivamente.

Después del hundimiento de las propuestas el secretario de Hacienda indicó que el Distrito volverá a presentar en el Cabildo los dos proyectos el mismo día en que también se radicará el Plan de Ordenamiento Territorial, 2 de mayo. 

De la misma forma el alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, indicó a través de su cuenta de Twitter que su gobierno “volverá a insistir en la derogatoria de los cobros de valorización, por su inconveniencia en momentos de desactivación económica”

Sin embargo, también está sobre la mesa la propuesta de reforma a la valorización que la Comisión de Hacienda del Concejo aprobó el 11 de marzo, que excluyó las obras de los 11 parques incluidos en la Fase II y suspende por un año la ejecución de las obras de las fases III y IV y las del Plan de Ordenamiento Zonal del Norte. En las sesiones ordinarias que comienzan este miércoles, el Concejo podría aprobarlo en plenaria, devolverlo a la Comisión o hundirlo.