Se viene nuevo cobro de valorización para el 2017 en Bogotá

En mayo del próximo año el IDU presentará el proyecto de recaudo de valorización ante el Concejo de la ciudad, para sacar a flote las obras viales que se propuso el Distrito en el Plan de Desarrollo.

Archivo El Espectador

Para cumplir el ambicioso presupuesto de $43,5 billones, que el alcalde Enrique Peñalosa proyectó en su Plan de Desarrollo para movilidad, la solución va más allá de gestionar recursos a través de alianzas público privadas (APP). En sus planes está la creación de nuevos tributos, entre ellos, un nuevo recaudo por valorización. Así lo confirmó  la directora del IDU, Yaneth Mantilla Barón. 

Según Mantilla, la entidad diseña un proyecto estratégico para efectuar el cobro de una nueva valorización, el cual se presentará en mayo del próximo año ante el Concejo para su estudio y aprobación. La razón se debe a que el Distrito no cuenta con los recursos suficientes para desarrollar las obras que necesita Bogotá. (Lea:Proponen que valorización en Bogotá se pague después de ejecutadas las obras)

Aunque la funcionaria no dio muchos detalles, El Espectador pudo establecer que dicho cobro, del cual hay apenas un par de menciones en el Plan de Desarrollo, busca autorización para recaudar en los próximos cuatro años al menos $1,7 billones. De acuerdo al documento, con estos dineros se garantizaría el avance en 50 obras viales, calificadas como prioritarias.

“Para nadie es un secreto el déficit de infraestructura vial que tiene Bogotá. Prácticamente este recaudo se usaría para ampliaciones de andenes y vías que se necesitan para conectarnos en el borde oriental", señaló Mantilla.

Agregó además que a los capitalinos no les interesa pagar una valorización siempre y cuando se vean los resultados. “Las obras se necesitan, no tenemos recursos para terminar todas las vías pactadas en el Plan de Desarrollo. Por eso, vamos a tramitar una nueva valorización”, le dijo la funcionaria a Caracol Radio.  

La necesidad de los nuevos cobros es porque no hay plata para todos los planes en movilidad. De los $43,5 billones que sueña invertir, actualmente la administración cuenta solo con $15,7 billones como recursos ordinarios (es decir que cuentan con una fuente segura de financiación). Este monto, sumado a los $13,8 que tienen para el metro, eleva el presupuesto $29,5 billones. Y si a esto se agregan los $9,5 billones que esperan conseguir en los próximos cuatro años a través de las alianzas público privada (APP), el presupuesto llega a los $39 billones.

Es decir, aún faltarían $4,5 billones. Estos dineros son los que el Distrito espera reunir con el pago de impuestos, como lo explica en el artículo 123 del Plan de Desarrollo (fuentes de financiación). En el numeral cinco habla de “recursos adicionales”, entre los que están la valorización, los cobros por congestión, el pago voluntario por libre circulación (pico y placa), contribución a parqueaderos, peajes urbanos y cobro de alumbrado público, entre otros.  (Lea: A pagar peajes para financiar obras en Bogotá)

Así las cosas, si los bogotanos esperan tener una ciudad con más vías de acceso tendrán que sacrificar parte de su prima o ahorros para costear los impuestos que se vienen con la reestructuración en movilidad que tiene planeada el Distrito para este cuatrienio.