Secretaría de Educación desmiente denuncias de la Personería de Bogotá

El ente de control advirtió que el colegio Sierra Morena está a punto de colapsar por fallas en el suelo y la Secretaría dice que no es así.

Ante el pronunciamiento de la Personería de Bogotá respecto al riesgo en el que se encuentran los estudiantes de la sede A del Colegio Sierra Morena, de la localidad de Ciudad Bolívar, la Secretaría de Educación dio un parte de tranquilidad respecto a las condiciones de la planta física del mencionado colegio.

“Esta sede fue reforzada mediante obra que finalizó en el año 2008 de acuerdo a la Norma sismo resistente NSR98, tal como se establece en la Licencia de Construcción N° 05-4-0650 del 7 de marzo de 2007. De acuerdo con informe reciente presentado por el equipo técnico de la Dirección de Construcción y Conservación de Establecimientos Educativos de la Entidad, se han presentado unos pequeños deslizamientos en la parte lateral exterior del Colegio que son atendidos por la Alcaldía Local, dado que no es de la competencia de la Secretaría de Educación. La planta física en mención en este momento no presenta grietas o fisuras que representen algún tipo de peligro para la comunidad educativa que la ocupa”, dice el comunicado de la Secretaría de Educación.

Sin embargo, la Personería Distrital asegura que en una visita realizada al plantel se evidenciaron grietas en el suelo, reptación de la ladera, debilitamiento de los gaviones y destrucción del canal colector de aguas lluvias. “Toda esta situación generó en las instalaciones del centro educativo agrietamientos y fisuras en los pisos, escaleras, paredes, techos, patio norte y daños generales en toda la estructura. Inclusive el acceso peatonal de los estudiantes al colegio tuvo que ser clausurado por el colapso de las losas del sendero peatonal”, dice el informe del ente de control.

Según la Secretaría de Educación, ante los deslizamientos que se han presentado la Alcaldía Local de Ciudad Bolívar ha tomado las medidas para construir gaviones y la Empresa de Acueducto también adelantó las obras necesarias para detener las fugas que presentaban las conexiones del tanque de agua del sector, ocasionadas por la instalación clandestina de mangueras por parte de la comunidad, lo cual hizo que se deslizara la montaña en el barrio Caracolí hace cerca de un año.

La Personería manifestó su preocupación porque en la ladera sur existe temor por la ubicación de un tanque de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá, Sierra Morena III. “Se presentó pérdida de masa en la pendiente por los desprendimientos que se presentaron el año pasado. De acuerdo con la observación realizada en el lugar, debido a su peso el tanque estaría ejerciendo presión en el terreno, debilitando aún más el cerro”.

Frente al tema, la Secretaría de Educación dice que periódicamente se hace vigilancia y seguimiento del incidente presentado por parte de las entidades encargadas -FOPAE, y monitoreo por parte de la EAAB-, como por funcionarios de la Dirección de Construcciones, para informar cualquier anomalía o variación que pueda presentarse.