Secretario de Gobierno dice que toma agua de la llave y pide no crear alarma

Con estas palabras, Guillermo Asprilla solicitó poner fin a la polémica por supuesta mala calidad del líquido en Bogotá.

El secretario de Gobierno, Guillermo Asprilla Coronado, rechazó de manera enfática las denuncias presentadas en días pasados sobre la calidad del líquido potable afirmando que no hay razón para decir que el agua en el Distrito Capital no cumple con la norma sanitaria sobre contaminantes.

“La Secretaría de Salud y el Acueducto hacen 190 monitoreos mensuales y no hay razón para decir que el agua no es potable. Una aseveración de este alcance no puede hacerse sin prueba alguna; hacemos un llamado respetuoso al Concejo para que se maneje con responsabilidad este tema, pues no se puede jugar con la tranquilidad de la ciudad”, puntualizó el funcionario.

La declaración de Asprilla hace referencia también a una proposición que sobre el tema fue radicada en el Cabildo Distrital y en la que, a juicio del funcionario, se desinforma a la ciudadanía toda vez que se asume sin mayor fundamento la información suministrada frente a la presunta presencia de contaminantes en el líquido de la ciudad.

La Empresa de Acueducto de Bogotá ha señalado que en la planta de tratamiento Wiesner, que suministra el líquido en la zona norte de la ciudad, se trabaja con tecnología de punta que hace que la calidad del agua tenga las mejores condiciones.

Jaramillo reiteró que se han llevado a cabo 148 muestras de las cuales ninguna ha dado positiva para contaminación. “También hemos llevado a cabo contra muestras y definitivamente los primeros seis meses del año son favorables. Por eso digo y seguiré diciendo que yo tomo agua del tubo”.
 

últimas noticias

Rescatan "mono aullador" en Bogotá

A ahorrar gas mientras se supera la crisis