Seguridad y control vial, fundamentales para el cobro de parqueo en vía

La secretaría de movilidad anunció que abrirá una licitación para implementar un sistema inteligente de estacionamientos en vía dentro de la capital. Analistas internacionales hablan de las opciones para la ciudad y de los ejemplos que se han presentado en la región.

Laura Ballesteros, secretaria de Movilidad de Ciudad de México, y Paul Barter, experto en Gestión de la Demanda de Transporte.

El Distrito anunció que para finales de este año tiene previsto tener adjudicada la licitación con la que se implementará un nuevo sistema de cobro para el estacionamiento en vía, con la que pretende que se abran 20.000 nuevos cupos de parqueo en la ciudad.

Según informó el secretario de Movilidad, Juan Pablo Bocarejo, el Distrito busca aplicaciones y parquímetros para reglamentar el cobro y organizarlo, pues los ciudadanos ya están acostumbrados a pagar por parquear en la calle a personas que lo hacen en algunos sectores de forma indirecta.

El Distrito tiene identificadas cinco zonas críticas de parqueo en la ciudad: Suba, Kennedy, el centro, Usaquén, Chapinero y algunos puntos en Teusaquillo, algunos de los cuales tiene prevista la implementación del sistema inteligente de estacionamientos, que entrarían en operación a mediados del próximo año, entres fases (ubicadas en el centro y norte de la ciudad) y que serían operados por al menos dos concesionarios y una empresa de recaudo. 

Al respecto, varios analistas internacionales dialogaron sobre el tema en el seminario “Sistema inteligente de estacionamiento en la ciudad”, quienes no solo examinaron los ejemplos que se han dado en la implementación del sistema de cobro en otros países, sino además a las condiciones a las que se enfrenta Bogotá en la aplicación de estacionamientos en la vía.

"La seguridad vial es la joya de la corona": Laura Ballesteros, subsecretaria de planeación de la Secretaría de Movilidad de Ciudad de México

En los últimos cinco años, México ha vivido una serie de cambios estructurares en cuanto a políticas de movilidad que, para Laura Ballesteros, subsecretaria de planeación de la Secretaría de Movilidad de Ciudad de México, partieron de tener claro que “el peatón es la prioridad, el transporte público el eje de las ciudades y que el auto hay que aprenderlo a gestionarlo, no eliminarlo, pero si saber que es solo una de las opciones para saberse mover”.

En este camino, de acuerdo con Ballesteros hubo tres puntos específicos en los que se han centrado. El primero fue el reforzamiento institucional con expertos para reevaluar las políticas públicas; el segundo fue el tema del presupuesto y cómo se iba a planear la inversión a largo plazo, y finalmente el cambio cultural, uno de los factores más importantes, según Ballesteros, para completar la implementación de nuevas medidas en busca de mejorar la movilidad.

Por ello, hace cuatro años, se comenzó la implementación de parquímetros, que hoy cuenta con más de 26.000 espacios en cuatro delegaciones (localidades). “Esta estrategia está desarrollada por polígonos y es importante decir que el mejor aliado para que funcione es la transparencial”, asegura Ballesteros.

No duda que ha habido desaciertos. En Ciudad de México no ha funcionado la estrategia de que la administración sea conjunta entre privados y la comunidad, pero asegura que el mayor reto, en temas de movilidad, ha sido el fortalecimiento de la seguridad vial. “Es la joya de la corona, por la simple razón de que si queremos que la gente use el transporte público, camine o use la bicicleta, nosotros tenemos que asegurar que va a llegar vivo o sin lesiones a sus destinos. Sacamos una nueva norma de tránsito, tenemos nueva señalización, nuevas infraestructuras de cruces seguros, nuevas calles completas y hemos disminuido 20 % los accidentes de la ciudad”.

“Hay que encontrar un control de vía efectivo”: Paul Barter, experto en Gestión de la Demanda de Transporte

Para el experto en política de infraestructura urbana y de transporte de la Escuela de Políticas Públicas de la U. Nacional de Singapur Paul Barter, hay que reconocer tanto las fortalezas como las debilidades en el proceso de implementación de un nuevo sistema de estacionamiento vial.

Lo que facilita la implementación de la nueva política a la capital, según Barter, es que en muchos barrios ya se viene cobrando por el aparcamiento en espacio público, lo que facilita su implementación, por un lado porque ya existen los espacios y por el otro porque ya hay una especie de cultura de pago, que ahora se va a reglamentar.

En cuanto a las debilidades, Barter tiene claro que la capital lleva “mucho tiempo sin una política de estacionamiento fuerte”, por lo que no hay claridad de los precios por estacionar en vía. Por otro lado, aunque cree que el control vial se ha mejorado puede hacerse mejor. “A pesar de todo esto puede mejorarse rápidamente con compromiso y decisión”, asegura.

Tampoco ve con buenos ojos que dentro de la ciudad existan topes en el tema del cobro de estacionamientos porque “si la política limita la oferta simplemente no va a haber un efecto positivo y va a ser más bien un caos”, por lo que recomienda que los precios sean definidos por las zonas donde se encontrarán los estacionamientos en vía y luego que ese precio se reajuste dependiendo de qué tan llenos estén.

Para Barter, el principal tema que debe tener en cuenta la ciudad es el control de vía efectivo. Dice que ese control debe ser consistente, porque la estadia de un carro dentro de estas zonas debe ser corta y además vigilado. Para lo que la Alcaldía tiene previsto reforzar el control del estacionamiento en lugares prohibidos, desincentivar el mal estacionamiento en el espacio público y generar cambios de compartimiento. “No es cuestión de cultura sino de control, para que la gente aprenda y sepa en qué lugares no se puede parquear. Por ejemplo, en Moscú había un gran caos, comenzaron un control efectivo, asignaron precios y la movilidad cambió en la ciudad”, concluye.

703066

2017-07-13T17:14:42-05:00

article

2017-07-13T19:09:49-05:00

mrivera_90

none

Redacción Bogotá

Bogotá

Seguridad y control vial, fundamentales para el cobro de parqueo en vía

73

5978

6051