Terminal del norte, a empezar de nuevo

El último informe del interventor confirmó la responsabilidad del contratista. Según el gerente de la terminal, no hay excusa para el actual retraso.

Todo apunta a que la sociedad Estructuras Especiales S.A. sumará a su historial como contratista una nueva sanción por incumplimiento en obras públicas. Primero fue en 2011 por un contrato con las Empresas Públicas de Cundinamarca. Ahora, será por no haber terminado la construcción de la Terminal de Pasajeros del Norte de Bogotá, ubicado en la calle 192 con carrera 19. A pesar de que el contrato (por casi $10.000 millones) se lo adjudicó la Terminal de Transportes en noviembre de 2012 y tenía siete meses para entregar la obra, a la fecha los avances no superan el 50%.

Ante la demora para el cumplimiento del contrato, las seis suspensiones que se reportaron durante dos años por la falta de las licencias y algunos incumplimientos en la amortización de los recursos públicos, en septiembre pasado la Procuraduría Delegada para la Vigilancia de la Función Pública envió un oficio al Distrito el que recomendó tomar decisiones "de carácter administrativo, disciplinario y penal, si consideran que en la ejecución de esta obra se pudo haber incurrido en irregularidades".

Por esta razón, y basados en un informe del interventor que ponía en evidencia el incumplimiento del contratista, la Terminal inició desde noviembre el proceso sancionatorio. Primero le impuso a comienzos de noviembre una multa por $47 millones a la sociedad y ante el reiterado retraso inició el 11 de diciembre el proceso para declarar la caducidad.
Hace dos semanas se dio inicio a la audiencia para permitirles a los representantes de Estructuras Especiales S.A. y a su aseguradora exponer los motivos de su incumplimiento. En esa oportunidad, ambas partes presentaron recursos ante las directivas de la Terminal de Transportes para evitar la sanción. Esos recursos se sometieron a análisis del equipo jurídico de la entidad. Hoy continuará la diligencia y, según fuentes de la Terminal de Transportes, lo más probable es que se declare la caducidad.

"El proceso de caducidad no lo habíamos hecho antes, porque teníamos que respetar el debido proceso. El contrato se adjudicó a finales del 2012, pero por falta de algunas licencias el contrato estuvo suspendido hasta mediados del año pasado. Una vez entregamos todo lo necesario, dimos un nuevo plazo hasta enero de este año para entregar las obras, pero no cumplió. En noviembre pasado fue el interventor el que nos advirtió sobre los incumplimientos y desde ese momento iniciamos el proceso. A la audiencia hemos invitado a la Procuraduría y a la Contraloría para darle más transparencia", dijo José Orlando Rodríguez, gerente de la Terminal de Transporte.

Al consultar funcionarios de la Terminal de Transporte sobre los argumentos que ha presentado el contratista, manifestaron que fueron razones absurdas que no justificaban el retraso. “Hablan de asuntos que se superaron a mediados del año pasado como las licencias para redes de servicio público. También de una supuesta necesidad de modificar los diseños, y hasta incertidumbre en materia del pago del trabajo. Lo cierto es que no existe una razón objetiva y por esto, salvo que pase algo extraordinario, todo apunta a que se declarará la caducidad. Tienen que llegar con una propuesta revolucionaria o que traigan una justificación jurídica extraordinaria. Pero hasta el momento, lo que han esgrimido no han sido razones objetivas ni válidas”, agregó la fuente.

En el proceso de construcción de la terminal del norte, este sería la segunda declaratoria de caducidad. La primera se le declaró a la firma Incoel Ltda, que fue la firma a la que le encomendaron la tarea de los diseños de la obra. En caso de que quede demostrado y en firme el incumplimiento de Estructuras Especiales S.A hay dos caminos para avanzar en las obras. Uno, que la aseguradora asuma la terminación de los trabajos, o que indemnice al Distrito para abrir de nuevo la licitación y adjudicar la obra a un nuevo contratista. En cualquiera de los dos casos, las obras no estarían antes de mitad de año. Se espera que hoy se tome una decisión para finalmente saber en qué fecha los habitantes del norte de la ciudad podrán estrenar su nueva terminal.

El Espectador intentó comunicarse con los directivos de la empresa Estructuras Especiales S.A. para conocer su opinión, pero no se pudo establecer contacto.

El contratista


Al contratista le adjudicaron el contrato a pesar de que en enero de 2012 quedó en firme la declaratoria de incumplimiento de un contrato que había firmado con las Empresas Públicas de Cundinamarca. Según los balances financieros reportados ante la Superintendencia de Sociedades, esta empresa reportó entre 2009 y 2013 ingresos operacionales por casi $83.000 millones y ganancias netas por casi $2.000 millones. Y, de acuerdo con el Registro Único Empresarial (RUES), ha reportado contratos con el Fondo Rotatorio de la Policía por casi $6.000 millones y recientemente con la Alcaldía de Tunja, por $300 millones. Como dato adicional, está reportada ante la Contaduría General de la Nación como deudora morosa del Estado, por la DIAN y la Superintendencia de Sociedades.
 

Temas relacionados