TM irá hasta El Vínculo

El municipio terminará la ejecución del 15% de las obras a cargo de la Concesión Bogotá. El presupuesto para terminar las Fases II y III es de $300.000 millones.

$3.800 millones procedentes  de regalías serán invertidos en la contratación de diseños del nuevo tramo que va desde el barrio Altico hasta El Vínculo. / Archivo
$3.800 millones procedentes de regalías serán invertidos en la contratación de diseños del nuevo tramo que va desde el barrio Altico hasta El Vínculo. / Archivo

Dieciséis mil familias del proyecto de vivienda Maiporé, ubicado entre los límites de Soacha y Sibaté, contarán con el servicio de Transmilenio, lo cual no estaba previsto en los diseños originales de la obra. El cambio de planes se debe al incremento en la demanda del servicio de transporte en este municipio.

Con tres años de retrasos en las obras y con estudios realizados hace 10 años, la Gobernación de Cundinamarca decidió ampliar 1,4 kilómetros el trazado del Sistema de Transporte Masivo (TM) en Soacha. Es decir que la Fase III del sistema llegará hasta el sector conocido como El Vínculo y no hasta El Altico.

Para este fin, el departamento cuenta con $3.800 millones que serán invertidos no sólo en los diseños de la ampliación de la Fase III, sino también a la actualización de los estudios y diseños de la Fase II. La contratación será financiada con recursos del Sistema General de Regalías a través del Órgano Colegiado de Administración y Decisión (OCAD).

Con este paso, el departamento pretende obtener una nueva cofinanciación junto con la Nación y el municipio para contratar la construcción de dicho tramo.

Andrés Díaz Hernández, secretario de Transporte y Movilidad de Cundinamarca, explicó que los cambios de planes incluyen que “la de El Altico será una estación intermedia y en El Vínculo se generará una nueva con un patio taller y un portal terminal”.

Por otra parte, la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) entregó al municipio de Soacha un predio ubicado al lado de la Autopista Sur, en el que será construida la estación La Integración, la cual será de transferencia y se espera que en noviembre se abra la licitación de la construcción de la misma.

La Integración no tendrá, como inicialmente estaba planeado, ingreso directo al centro comercial San Mateo. Juan Carlos Nemocón, alcalde de Soacha, asegura que en los nuevos diseños se plantea “una circulación de ocho metros desde la vía paralela dentro de los cuales se encontrará una ciclorruta y un espacio público muy generoso. Posteriormente viene un encerramiento muy moderno para embellecer la ciudad, luego dos calzadas dentro de la estación, una más rápida, otra más lenta y, finalmente, una gran plataforma”.

Nemocón le aseguró a El Espectador que, después de tres años de retrasos, “el 15% de las obras restantes de la Fase I de Transmilenio, que le correspondía construir a la concesión, ya no serán ejecutadas por la Sociedad Concesión Autopista Bogotá-Girardot. Esos $52.000 millones los vamos a ejecutar nosotros en traslados de redes, estación La Integración y espacio público”. La concesión es el mismo constructor encargado de desarrollar la doble calzada Bogotá-Girardot, propiedad del cuestionado grupo empresarial conformado por los primos Manuel, Miguel y Guido Nule, licitación que está siendo investigada por la Contraloría General de la Nación.

La primera fase de Transmilenio en Soacha debía ser entregada en 2009. Los retrasos se deben a la ejecución de obras por parte de la Empresa de Acueducto y la construcción de dos puentes vehiculares, a cargo de la concesión, a la altura de Terreros y otro en el sector del Centro Comercial Mercurio, los cuales se espera que estén listos en junio del año entrante.

Para las obras de las Fases II y III del sistema se cuenta con un presupuesto de $300.000 millones, de los cuales el 70% es dinero de la Nación, el 20% del municipio y 10% el departamento. Se espera que en septiembre del año entrante los articulados ya estén rodando por Soacha.

Temas relacionados