Todos quieren con Mockus

Los candidatos a la Alcaldía de Bogotá siguen buscando respaldos y apoyos claves para sus campañas. El guiño del exalcalde Antanas Mockus sigue siendo uno de los más ansiados de todos.

El exalcalde de Bogotá Antanas Mockus. / Archivo El Espectador

A dos días de que empiece el período de inscripción formal de candidatos a la Alcaldía de Bogotá ante el Consejo Nacional Electoral, los precandidatos siguen buscando respaldos. Pero uno de los más apetecibles apoyos es el que podría dar Antanas Mockus, considerado uno de los mejores alcaldes de la capital y cuyo legado político más recordado es la construcción de “Cultura ciudadana”.

Hace una semana, en un foro sobre seguridad, el precandidato del Partido Liberal, Rafael Pardo, le pidió a Mockus que se uniera a su propuesta para consolidar una cultura ciudadana: “Yo ya lo invité y todos lo hemos invitado. Queremos que Mockus sea el líder de la cultura ciudadana en Bogotá, como lo ha sido históricamente, pero ahora modelo 2016”.

A su turno, Peñalosa dijo que Pardo le copió la idea: “Que nos copiemos todos las buenas propuestas no me preocupa”, aseguró. Hay quienes leyeron esa frase en código de coqueteo político y podrían tener razón, sobre todo teniendo en cuenta que ayer el Partido de la U, en cabeza de su codirector Roy Barreras, propuso una encuesta de unidad entre Pardo y Peñalosa “para no permitir que una tercera fuerza gane”.

Pero no son los únicos que quieren con Mockus. Al candidato de la Alianza Verde, Carlos Vicente de Roux, le “encantaría” que su partido convocara a Mockus a su campaña, porque asegura “es un referente para los ciudadanos bogotanos en muchos sentidos: en que la vida es sagrada, los recursos públicos son sagrados, en que hay que construir sobre lo construido y en que se debe promover la cultura ciudadana”. De Roux cree que puede ser un momento propicio y pertinente para esta invitación, porque Mockus fue del Partido Verde y se retiró cuando el expresidente Álvaro Uribe apoyó al exalcalde Enrique Peñalosa, “apoyo del que no queda rastro”, asegura el candidato verde.

Hay otros que hablan de ese mismo episodio para decir que es el origen de la distancia política de Peñalosa con Mockus, porque el primero culparía al segundo de retirarse de su campaña en un momento determinante. Pero en política las distancias se acortan pronto y en voz alta Peñalosa no deja de convocar a Mockus.

Por lo pronto, este diario confirmó que aún Mockus no se ha reunido con ningún precandidato. Es decir, todavía los llamados no dejan de ser declaraciones informales. Mockus, quien hace meses ha estado desconectado del tejemaneje electoral, aunque no del mundo político como lo demostró con su “Marcha por la vida” en respaldo a una salida pacífica al conflicto armado, no es indiferente y sigue estudiando y meditando con su familia los galanteos políticos que llegan de uno y otro lado.

Cuando Mockus fue cuestionado sobre a quién apoyaría en esta campaña, tras tantos coqueteos, éste respondió: “Creo que tengo que encontrar una manera que sea innovadora (...) Y obviamente tengo algunas piezas del rompecabezas ya pensadas. Es insertarme a la campaña de la manera que sea para mí más cómoda y donde yo más pueda aportar”.

Habrá que ver con quién se va Mockus, sobre todo porque las alianzas entre precandidatos, aunque prematuras en este momento, están a la orden del día y su respaldo podría ser decisivo.

Una encuesta por la unidad

Tras una reunión de partido, La U hizo un llamado a la unidad entre  Enrique Peñalosa y Rafael Pardo para escoger un candidato único entre los dos, a través de una encuesta de opinión.  La idea, explicó el codirector del partido, Roy Barreras, es que los candidatos se inscriban formalmente. Pero el 15 de agosto, antes de que se cumplan las cinco semanas que tienen para retirarse de la contienda electoral, de acuerdo con el Consejo Nacional Electoral, el Partido de La U realizará la encuesta con una firma prestigiosa  de donde saldrá el candidato que acompañarán en los comicios. La medición, dijo Barreras, se hará  así no se hayan puesto  de acuerdo Peñalosa y Pardo  en hacerla.

“No se trata que uno se retire, sino que hagan campaña juntos, y que gobiernen juntos, garantizando que ambos asuman responsabilidades en la ciudad y se asegure el triunfo”, afirmó Barreras. Enrique Peñalosa, por su parte, celebró la decisión: “me alegra mucho esa posición del Partido de la U porque hace meses venimos diciendo que los que queremos el cambio debemos hacer un gran equipo no solo para la campaña, sino para gobernar juntos”.