Traficantes de drogas en Bogotá ahora usan Whatsapp

El método de venta y distribución fue descubierto por Fundación Paz y Reconciliación.

Los dispendios de drogas son cada vez de más fácil acceso.Archivo.

Al menos 200.000 bogotanos han probado alguna vez una sustancia psicoactiva. Estas cifras reveladas por la Secretaría de Salud además afirman que al menos 117.000 son consumidores “abusivos” o en exceso.

Ariel Ávila, coordinador del Observatorio de la Fundación Paz y Reconciliación, aseguró que hoy los bogotanos que quieran consumir drogas no tienen que desplazarse a las ollas de microtráfico o peligrosos expendios de sustancias psicoactivas. Basta con tener un contacto en Whatsapp y pedirlas a domicilio.

“En los estratos cuatro, cinco y seis lo que se encontró fue la llamada modalidad ‘a domicilio’. Básicamente ya no hay que ir a comprar la droga a un parque o a un sitio, sino que por medio de redes de contacto, Whatsapp o llamadas la droga llega directamente al consumidor a las zonas donde la pide”, dijo Ávila.

Por este medio, los 584 puntos de Bogotá que habían sido identificados como centros de venta y consumo de droga en 2011, principalmente parques de bolsillo, hoteles, moteles, discotecas y bares, se multiplicaron de forma exponencial. Ahora cada celular puede ser un expendio de drogas.

La facilidad para conseguir drogas es cada vez más alarmante. La Secretaría de Educación halló, en una encuesta realizada a más de 124.000 estudiantes, que “en todos los colegios los estudiantes respondieron que cerca al colegio era fácil conseguir droga. Es un tema visible a nivel local, aunque no tanto a nivel distrital”, aseguró el investigador.

No son pocas las bandas dedicadas específicamente a facilitar el acceso a sustancias psicoactivas. El pasado jueves El Espectador reportó sobre la captura de integrantes una banda llamada ´Los 60´. Las 18 personas detenidas por la policía esta semana se especializaban en vender y entregar a domicilio sustancias ilícitas.

Para el Observatorio de Fundación Paz y Reconciliación, zonas como Chapinero y Usaquén son lugares de fácil acceso a las sustancias psicoactivas.
 

últimas noticias