Voces sobre la idea de repetir Día sin carro

Para los bogotanos no es una jornada que afecte sus rutinas cotidianas. Sin embargo, Fenalco se declara en desacuerdo por pérdidas del comercio.

En febrero pasado cuando se iba a realizar el Día sin Carro en Bogotá se abrió la discusión acerca de cuál debía ser la forma de renovar eta medida luego de 15 años de realizarla una vez cada año, desde que los bogotanos le dieron el sí en una consulta popular. El alcalde Gustavo Petro anunció que efectivamente habría más jornadas sin carro y sin moto en la capital y este miércoles se conoció el proyecto de decreto de la Secretaría de Movilidad para hacerlo realidad el 22 de abril.
 
Fueron los bogotanos, los que estuvieron a favor de esta idea en un sondeo realizado por Movilidad. El 88,3% de los ciudadanos estuvo de acuerdo con la medida y el 80,4% estuvo de acuerdo en realizar esta jornada más de una vez al año.
El Distrito dijo también que el pasado 5 de febrero 1.400 usuarios reconocieron que el 52,6% de los viajes realizados tenían por motivo el trabajo, el 13,7% el estudio y el 11,9% el hogar.
 
Finalmente, el Día sin Carro no es una medida que altere las actividades cotidianas de los ciudadanos, pues como lo han repetido cientos de veces consultores en movilidad como Darío Hidalgo, el 83% de los bogotanos se viven todos los días sin carro y se mueven el transporte público, especialmente. De hecho, en el sondeo realizado por Movilidad el 80% de los ciudadanos también dijo que no dejo de hacer sus actividades cotidianas normales por la jornada realizada en febrero pasado.
 
Darío Hidalgo considera que el “Día sin carro repetido nos permitirá volver a demostrar el beneficio de tráfico reducido para el 83% de bogotanos que estánDía
Sin carro repetido nos permitirá volver a demostrar el beneficio de tráfico reducido para el 83% de bogotanos que están sin carro y sin moto todos los días del año. No es un cambio estructural, es otra jornada demostrativa. Más que nuevas jornadas es muy importante concentrar la atención en mejorar Transmilenio, completar e informar sobre el Sistema Integrado de Transporte Público (SITP) y ampliar la infraestructura permanente para bicicletas.
 
Y en cuanto al argumento del mal transporte público que tiene la ciudad, que para muchos no hace viable tener más días sin carro, Carlos Pardo, director de la fundación Despacio, ha dicho que se trata de una frase que han repetido por décadas y muchas ciudades no tienen un sistema de transporte perfecto. Para él, es más valioso tener en cuenta en este debate que cada vez que hay una jornada sin carros, hay menos emisiones contaminantes, la ciudad goza de una proporción muy alta de viajes en transporte público, y decide ir en bicicleta y a pie.
 
Entre aquellos que no han visto la idea de otro Día sin Carro, está el gremio de comerciantes Fenalco, que señala que en estas jornadas el comercio tiene grandes pérdidas económicas.