Discriminación laboral a las mujeres es especialmente grave en ciencia, según estudio

Un informe del Pew Research Center, Estados Unidos, revela que las mujeres que trabajan en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas se enfrentan a más obstáculos que las que trabajan en otras áreas

WikimediaCommons

Mientras la discusión por la brecha laboral y la desigualdad salarial entre hombres y mujer crece, la evidencia suma datos que respaldan la idea de que hay discriminación a las mujeres en sus sitios de trabajo. Pero según el Pew Research Center, un think thank estadounidense de investigación demográfica, dice que la brecha es más grande para las mujeres científicas, desarrolladoras de software, ingenieras, matemáticas, físicas. En fin, todas las que clasifiquen con trabajos STEM (Science, Technology, Engineering, Mathematics) la tienen más difícil aún.

De acuerdo con la investigación, que fue publicada en la revista Scientific American, las mujeres de ciencia reportaron ser tratadas como si no fueran competentes (29%), ganar menos que un colega masculino por hacer el mismo trabajo (29%), haber sufrido pequeños desaires en el trabajo (20%) y recibir menos apoyo por parte de altos dirigentes que un hombre en la misma posición (18%).

Según la misma investigación, a pesar de que las mujeres científicas en el país norteamericano sean en su mayoría, mujeres (55%), el 19% de mujeres que se desempeñan en ambientes laborales masculinos se destacan entre el resto por ser las más discriminadas. El 78% de esas mujeres manifestó haber sufrido algún tipo de discriminación, y la necesidad de probar su valor aún más para ser respetadas por sus colegas.

“1 de cada 5 mujeres en trabajos relacionados con ciencia y tecnología (o no) dicen haber experimentado acoso sexual en el trabajo”, dice el Pew Research Center.

Un caso particular que destaca el Pew Research Center es el de las mujeres en trabajos de computación (desarrollo de software para videojuegos, creadoras de códigos, etc). Según los datos que recopilaron, 3 de cada 4 dice haber experimentado discriminación basada en género frente a 1 de cada 4 hombres en el mismo campo que reportaron la misma situación. Y aunque la representación de las mujeres en la ciencia ha ido aumentando gradualmente en los últimos años en todo el mundo, el número de mujeres en trabajos de computación se mantuvo igual desde 1990 y  ha decrecido un 7% en los últimos años.

En Colombia sucede algo similar. En 2014 la investigadora Yamila Uribe presentó una ponencia en el Congreso Iberoamericano de Ciencia, Tecnología, Innovación y Educación llamado “La Cuestión de las Mujeres en la Ciencia en Colombia”. Allí señaló que el gobierno colombiano se ha concentrado en fortalecer la educación primaria, media y básica en materia de género pero no se han diseñado políticas específicas de inclusión de las mujeres en ciencia. De hecho, solo desde 2005 hay datos desagregados por género en ciencia porque las políticas de género en ciencia en Colombia aún son insipientes, según Uribe.

De acuerdo cifras de la Universidad Nacional, para 2015, la represerntación femenina en carreras de ingeniería y sistemas informáticos era significativamente poca. Entre todos los estudiantes inscritos en Ingeniería de Sistemas e Informática entre los años 2007 y 2014 en esta institución, solo el 9% son mujeres. Lo mismo sucede en Ingeniería Mecánica, con 92% de estudiantes hombres para el mismo período. En la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Antioquía, por su parte, las mujeres constituyen el 33% del alumnado.