Duras de matar: a las cucarachas ya no les hacen ni cosquillas algunos insecticidas

Estudio del gobierno de EE.UU y la U. de Purdue demostró que las cucarachas pueden desarrollar una "resistencia cruzada" a múltiples tipos de pesticidas.

La cucaracha rubia o alemana (Blattella germanica) es una de las más comunes en el mundo. Wikepedia

Lo que todos sabemos y temíamos. Las cucarachas resultan difíciles de matar incluyendo a veces un chancletazo. Ahora el departamento de vivienda de EE. UU informa que estos incontrolables insectos pueden desarrollar "resistencia cruzada" a los insecticidas, lo que les permite con el tiempo sobrevivir a nuestros intentos por controlarlas. 

El estudio encargado a Investigadores de la Universidad de Purdue en Indiana, y publicado en la revista Scientific Reports, consistió en intentar erradicar las cucarachas alemanas (Blattella germanica), una de las especies de cucarachas más comunes en el mundo, en tres edificios de apartamentos a lo largo de seis meses. 

Las cucarachas, más allá del asco y estrés psicológico que le producen a muchas personas, resultan un problema de salud pública porque producen alergenos que pueden desencadenar asma, rinitis y otras condiciones alérgicas. Además son vectores que esparcen  bacterias como Salmonella, Enterococcus y E. coli. También protozoos y hongos.

Entre los expertos en exterminar plagas de cucarachas las estrategias más comunes incluyen la rotación entre diferentes productos insecticidas o el uso de productos mixtos con múltiples modos de acción, en lugar de usar productos de un solo ingrediente activo con modos individuales de acción. En el experimento usaron los insecticidas con menores reportes de resistencia: abamectina, ácido bórico y tiametoxam.

"Nuestro estudio representó un esfuerzo seminal para evaluar los impactos transgeneracionales de diferentes estrategias de manejo de la resistencia en la evolución de la resistencia en B. germanica", explicaron  Mahsa Fardisi, Ameya D. Gondhalekar, Aaron R. Ashbrook y Michael E. Scharf, autores del trabajo, todos del departamento de entomología de la U. de Purdue. 

Al comparar tres estrategias de intervención de resistencia y evaluar la evolución de la resistencia en poblaciones de cucarachas supervivientes, los cuatro investigadores concluyeron que "independientemente de la estrategia de intervención, los niveles de resistencia aumentaron a casi todas las estrategias evaluadas en este estudio". 

La resistencia a los insecticidas entre las cucarachas es un problema que comenzó a ser detectado en los años 50. En el caso de las cucarachas B. germanica por vivir en poblaciones relativamente cerradas facilitan que las estrategias de resistencia se repliquen rápido en nuevas poblaciones.  Los mecanismos de resistencia a los insecticidas documentados entre cucarachas B. germanica incluyen la desintoxicación enzimática, la insensibilidad del sitio objetivo, la penetración cuticular reducida y la evitación del comportamiento. La resistencia cruzada se refiere a incorporar varias de estas estrategias por parte de los individuos lo que les permite sobrevivir a los intentos de exterminarlas mezclando técnicas o insecticidas. 

Sin embargo, los investigadores advierten que evaluar la resistencia previa de la población de cucarachas que se quiere atacar conduce a tomar mejores decisiones.”Encontramos que los tratamientos con un solo ingrediente activo pueden eliminar con éxito las cucarachas si los niveles iniciales de resistencia son bajos. Además, establecimos que los tratamientos de rotación reducen intuitivamente la presión de selección y son efectivos cuando se usan insecticidas con baja resistencia”, anotaron. 

 

868996

2019-07-03T09:00:40-05:00

article

2019-07-03T09:01:01-05:00

pablocorreatorres_94

none

Redacción Vivir

Ciencia

Duras de matar: a las cucarachas ya no les hacen ni cosquillas algunos insecticidas

83

3704

3787