La NASA lanza con éxito la sonda solar Parker

Desde la base de Cabo Cañaveral, Florida (Estados Unidos) fue lanzada con éxito la nave. Se tiene previsto que la sonda llegue al Sol en noviembre y, así, poder recoger de cerca más información de esta estrella.

Esta es la Sonda Solar Parker, creada por el Laboratorio de Física Aplicada de la Universidad Johns Hopkins de Maryland, mientras se eleva a su motor de cohete durante uno de sus montajes previos al lanzamiento. EFE

Tras superar las fallas mecánicas que presentó este sábado, la sonda solar Parker, la primera nave en llegar al Sol, fue lanzada con éxito desde la base de Cabo Cañaveral, Florida (Estados Unidos).

El cohete Delta IV Heavy de la compañía United Launch Alliance despegó con la sonda a bordo sin presentar mayores complicaciones. Se espera que el cohete llegue al Sol en noviembre con el objetivo de poder estudiar más de cerca esta estrella y poder contribuir en su investigación.  (Lea: Así es Parker: la primera nave que llegará al Sol)

Minutos después del lanzamiento, el cohete se desprendió de sus tres propulsores. Las condiciones meteorológicas estaban favorables, en un 95%. 

El objetivo principal de este cohete es desentrañar los misterios del Sol, sobre todo, la inusual atmósfera de su superficie. También, se podrá observar y estudiar los campos magnéticos, el plasma, los vientos solares y las partículas energéticas. 

Ninguna nave había podido llegar antes al Sol debido a sus temperaturas. La superficie del Sol tiene una temperatura de más de 5.500 grados Celsius, pero su atmósfera exterior puede alcanzar los 1,9 millones de grados. (Puede leer: Debido a un problema técnico, la NASA aplaza el lanzamiento de la sonda solar Parker)

La misión durará siete años y el cohete, que es del tamaño de un automóvil y costó 1.500 millones de dólares, alcanzará el Sol el primero de noviembre. La fuerza de gravedad de la estrella es casi 30 veces mayor que la de la Tierra, acelerará la nave hasta los 200 kilómetros por segundo, la mayor velocidad jamás alcanzada por un artefacto espacial.  Así es la nave: