La eligió comité internacional

Doris Salcedo ganó Premio Possehl y abrió exposición en Alemania

En Lübeck fue exaltada su vida y obra y se inauguró “Tabula Rasa I-IV”, en la que “explora artísticamente la violación sufrida por muchas mujeres durante la guerra colombiana”.

Doris Salcedo. / Foto de David Heald © the artist. Courtesy White Cube

La colombiana Doris Salcedo fue exaltada con el Premio de Arte Internacional Possehl, que desde este 2019, y cada tres años, concederá la Fundación Lübeck Possehl para “honrar la vida y obra de artistas de renombre nacional e internacional”. (Entrevista a la artista: "No se puede gliorificar la violencia").

Según informó la Fundación, la elección fue el resultado de la deliberación de “un comité internacional de nominaciones” ante el que se presentó la trayectoria de siete mujeres y cinco hombres de nueve nacionalidades. Destacó que la obra de Salcedo, nacida en Bogotá en 1958, ha tenido impacto global. “Trabaja con objetos, esculturas y grandes instalaciones específicas para explorar los efectos de la violencia y la marginación en su Colombia natal y otras regiones del mundo”, explicó, refiriéndose a sus presentaciones en prestigiosos museos.

“Sus obras de arte son anti-monumentos, testimonios de tortura, pérdida y trauma. Por ejemplo, en la octava Bienal de Estambul (2003) apiló 1.500 sillas en un estrecho entre dos casas en un barrio una vez habitada por miembros de las minorías griegas y judías. En 2007 miró de cerca a Europa y sus migrantes a través de 'Shibboleth', en la Tate Modern (Londres), cuestionando la marginación del llamado primer mundo con una larga y profunda grieta en el piso de concreto de la sala de turbinas”. Destacó también su reciente antimonumento “Fragmentos”, un piso para “reflexionar sobre los largos años de conflicto violento en Colombia”, construido en el centro de Bogotá con el metal de la fundición de más de 7.000 armas de la exguerrilla Farc, proceso en el que le ayudaron mujeres víctimas de violencia. (Video del contramonumento Fragmentos).

“Encuentra imágenes poéticas para sistemas de gobierno político, racismo y discriminación sistemática" y su trabajo es “de la mayor relevancia para nuestros días”, se lee en el pronunciamiento. Al tiempo que recibió un premio de 25 mil euros, Doris Salcedo inauguró su primera exposición individual en Alemania, que estará abierta hasta el 3 de noviembre de 2019 en Kunsthalle St. Annen, reconocida galería en Lübeck. 

Para el evento Walther König editó, en alemán e inglés, el libro "Tabula Rasa I-IV", donde explica que ahora “explora artísticamente la violación sufrida por muchas mujeres durante la guerra colombiana”. “Para esta instalación, destruyó tablas, símbolos de vida, y las volvió a ensamblar con pegamento en un proceso de trabajo a pequeña escala. Los objetos restaurados muestran claros rastros de su destrucción. Los objetos cotidianos se inscriben de manera material y metafórica con la imposibilidad de revertir un acto de violencia una vez cometido”.

También se resaltó que “el trabajo de Salcedo comienza donde otros se alejarían: sus esculturas e instalaciones abordan, con gran sensibilidad, las trágicas consecuencias de la violencia como resultado de las estructuras dominantes de poder político y económico, al llevar al espectador a la vida emocional de las víctimas y sus familias”. “No solo crea en términos artísticos, también es extremadamente comprensiva e involucra a víctimas de violencia en la creación de sus obras, dándoles voz”.

La artista colombiana ya había recibido premios de relevancia internacional como el Ordway, de la Fundación Penny McCall (2005); el Velázquez de Artes Plásticas 2010, otorgado por el Ministerio de Cultura de España; el Hiroshima 2014, del Museo de Arte Contemporáneo de esa ciudad japonesa; el Nasher 2015, del centro de escultura de Dallas, Texas, y el Rolf Schock, de la Academia de las Artes de Suecia (2017).

882994

2019-09-26T09:51:23-05:00

article

2019-09-26T09:51:23-05:00

npadilla_1133

none

* Redacción El Espectador

Cultura

Doris Salcedo ganó Premio Possehl y abrió exposición en Alemania

67

4095

4162

 

Urbis paternus (El monstruo en el hueco IV)

Alekos: Revestir la ternura de revolución