“En Cartagena tenemos un desafío enorme”, Duque sobre la COVID-19

hace 43 mins

El director de cine que planea "hackear a YouTube"

Miguel Urrutia utiliza la cuarentena para terminar la película con la que busca hacerle frente a las “fake news”. La versión en video de este texto hace parte de #DiarioDeUnaCuarentena.

Miguel Urrutia, director y productor de cine. Coretsía

Varios meses antes de que el Gobierno decretara la cuarentena preventiva obligatoria para frenar la marcha del COVID-19, el guionista, productor y director de cine Miguel Urrutia, ya estaba atrincherado en un espacio que pareciera estar inspirado en el escondite de alguien que se prepara para luchar contra el sistema. 
El lugar es amplio y está diseñado para que no le ingrese ni un solo haz luz. El salón de 5 x 7 metros está entapetado y tiene unos asientos rústicos, pero muy cómodos que ocupan el ancho del lugar. En un punto estratégico, desde el que se tiene el control de todo lo que pase en esa trinchera, se sienta Miguel Urrutia. Su centro de operaciones se asemeja a la cabina de una nave espacial. Tiene instaladas consolas desde las que monitorea la luz, el sonido y el aire acondicionado. 

En la pared que está atrás de su puesto, y como si fueran obras de arte que se exhiben en una galería, Urrutia tiene colgadas varias viejas y no tan viejas cámaras fotográficas y de video. En una de las paredes laterales se exhiben guitarras eléctricas de varias formas y tamaños. En el rincón de aquel espacio se ve la máscara de algo que se asemeja a un extraterrestre. 

Lo invitamos a escuchar el segundo capítulo de "Yo confieso", la audionovela de El Espectador: Cada uno es tentado por sus propias concupiscencias-Capítulo Dos

El bunker en realidad es una sala de cine casera con una pantalla de 4,5 metros que adecuó, decoró e instaló el mismo director de cine con el que conversó El Espectador. Desde allí, el hombre que se presenta a sí mismo como un “soñador empedernido”, habló de su próximo objetivo: “vamos a hackear a YouTube”. Esa es la propuesta que hace Urrutia desde Cine Recursivo, una plataforma que, con el paso de los años se ha convertido en el hogar de los realizadores independientes. 
El “hackeo”, que no es más que una forma sexy de invitar a la gente para que deje de consumir el contenido basura que se sube a YouTube, tiene tres pasos. 
Uno: “¡Hackea tu cerebro! vuélvelo adicto a contenidos que te aporten algo. Simplemente cambiando tu rutina”. Dos: “Así le enseñas a las plataformas (y a tus amigos) que este contenido vale. ¡Pongamos de moda el crecimiento!”. Y tres: “Ponte la tarea de ver sus perfiles periódicamente e interactúa con ellos. Un simple comentario puede hacer la diferencia”, dice. 

Le pregunto a Miguel Urrutia si eso de “hackear a YouTube” no le parece algo pretencioso y agresivo. 

“Es pretencioso y es agresivo, pero también es el único camino disponible que nos queda a nosotros, los realizadores de contenido de valor, para enfrentarnos al negocio de las plataformas. Si no nos organizamos no vamos a poder luchar. Por supuesto que es pretencioso, por supuesto que es ambicioso, pero es el único camino. Es tan pretencioso como decir que nos toca encerrarnos a todos en nuestras casas durante tres meses para enfrentar la pandemia, pero es que es la única opción que nos queda. En este momento nos toca enfocarnos a lo que toca y no a lo que podemos”, dice. 

Urrutia, quien considera que la idea se convierte en un acto de rebeldía, dice: “lo que está ocurriendo de fondo es que personas que tienen 100 mil o un millón de seguidores y que antes hacían este tipo de contenidos de valor, chéveres e importantes, en este momento están teniendo el 1 % de la respuesta que solían tener. Son personas que están al borde de la quiebra y que les ha tocado cambiar de formato o inventarse otras técnicas para poder salir adelante”.

Lo invitamos a ver los videos de la serie #DiariosDeUnaCuarentena

La lucha que plantea el creador de Cine Recursivo hace referencia a esa eterno y difícil debate en torno a las cifras, a los números y la precisión de estos en torno al verdadero valor de las ideas. De las convicciones. “No puede ser que un norteamericano que va a restaurantes y se come unas cantidades impresionantes de comida y sube videos de eso, pueda ser el youtuber más importante de la historia. No podemos permitir eso. Tenemos que llegar a un punto en el que nos podamos inventar una estructura en la cual defendamos el contenido de valor. Defender las cosas que realmente son importantes y podamos estar un poco por encima del negocio (…) los algoritmos de inteligencia artificial están generando una capacidad de manipulación para generar contenidos más adictivos pero innecesarios”, agrega. 

¿Teme que YouTube tome represalias por estar invitando a este “hackeo”?

“Realmente no. En este momento para YouTube yo no soy nadie. De hecho, no me pueden censurar más de lo que ya estoy censurado físicamente. Hace un año tenía videos de 10 mil o 15 mil visualizaciones. En este momento esos mismos videos llegan a 50 o 100 reproducciones”.
Según Miguel Urrutia, la cuarentena le ha servido para poder consolidar un proyecto que inició hace 25 años. Se llama “Misterios inexplicables”. Para hablar del asunto mira fijamente al interlocutor y frunce el ceño.

“Quiero aprovechar esta ventana que me están dando para unirme a un grupo de realizadores internacionales que están haciendo una denuncia vital, porque tiene que ver con el futuro de la raza humana. Resulta que hay evidencias certeras de que el COVID-19 es realidad un proceso creado en laboratorio producido genéticamente y lo más delicado de esto es que es producido gracias a tecnología extraterrestre”. Hay un silencio largo en la trinchera. Solo se oye el ruidillo que emite el proyector de la sala de cine en la que se desarrolla esta entrevista.

Día doce de cuarentena en Colombia: el cine y una guerra contra las noticias falsas del COVID-19

 

“Si algo de lo que te acabo de decir te ha sonado con lógica y con razón, es porque te estoy engañando. Estamos desarrollando una campaña para luchar en contra de las falsas noticias y de la desinformación. Esta campaña la encuentras con la etiqueta #NoComaEnteroCovid19, que es básicamente para crear una gran parodia sobre las falsas noticias, la desinformación y de cómo nos estamos, nosotros mismos, matando por el pánico”. Con esta premisa Urrutia planea hacer un falso documental. 
“El cine es probablemente el medio más importante que podríamos tener nosotros para luchar contra la desinformación, porque el marco de ficción es el único contraste que tenemos con la realidad. Llega un punto en que la realidad es tan dura que no la podemos creer y eso lo estamos viviendo en este momento. 

Estamos viviendo imágenes del mundo que son tan fuertes que resultan ser increíbles. Cuando nosotros polarizamos eso desde el marco de la ficción, estamos creando un punto de referencia que nos permite entender nuestra propia realidad y también que nuestra fantasía escape. No hay mejor forma de conectarse con la realidad que entender cuáles son esos marcos que existen entre la fantasía y la realidad y creo que el cine es el medio más importante para eso”. 

Cine gratis para ver durante la cuarentena

En BZ Cine, la plataforma promocional para proyectos cinematográficos creada por Miguel Urrutia, varios realizadores de cine de Europa y América Latina, liberaron sus películas para que la gente pueda verlas de forma gratuita durante la cuarentena decretada para frenar el avance del COVID-19.
Urrutia compartió allí una versión interactiva de Volver a Morir. 

Un thriller psicológico oscuro basado en un loop de tiempo para una propuesta interactiva y vivir la experiencia decidiendo qué harán los personajes.
“Antes que nada, esto no es un juego, aquí no se trata de ganar o perder. El reto es simplemente ‘vivir la experiencia’ y sumergirse en la trama”.

Volver a Morir es la ópera prima del director colombiano que, sin proponérselo, creó una historia modular que es realmente ideal para este experimento, posiblemente la primera película interactiva de larga duración que se hace en Sudamérica.
 

913235

2020-04-06T15:10:22-05:00

article

2020-05-01T16:44:17-05:00

jcasanas_956

none

Joseph Casañas - @joseph_casanas

Cultura

El director de cine que planea "hackear a YouTube"

50

9108

9158

 

 

Los Museos Vaticanos reabrirán el 1 de junio

"Yo Confieso": No matarás-Capítulo Nueve

La vida de los otros (Opinión)