Homenaje a García Márquez comienza en la Catedral Primada

En la Plaza de Bolívar fueron instaladas pantallas gigantes para que quienes no puedan acceder a la catedral sigan la ceremonia que será retransmitida en directo.

Una fila de centenares de personas se formó este martes frente a la Catedral Primada de Bogotá para asistir al homenaje solemne que le rendirá el Gobierno Nacional al Nobel Gabriel García Márquez fallecido el pasado jueves en Ciudad de México.

Desde temprano, personas de todas las edades llegó a la céntrica Plaza de Bolívar, en cuyo costado oriental está la catedral, con la esperanza de acceder al templo en el que el presidente Juan Manuel Santos encabeza el tributo al autor de "Cien años de soledad".

El homenaje comenzó con una lectura del Sermón de las Bienaventuranzas. En la catedral, además de Santos, su familia y miembros del Gobierno, están los expresidentes Belisario Betancur (1982-1986), César Gaviria (1990-1994) y Ernesto Samper (1994-1998), todos con una flor amarilla en la solapa.

Entre la multitud, algunos llevan flores amarillas o libros de Gabo, como se le llamaba cariñosamente, y un niño exhibía una pancarta con un dibujo del autor hecho por él mismo.

En la fachada del Palacio Liévano, sede de la Alcaldía, situado en frente de la catedral fue extendida una fotografía gigante del Nobel con la fecha de su nacimiento y del fallecimiento.

Una alfombra roja que se extiende desde el altar hasta el atrio da la bienvenida a los invitados especiales, entre los cuales están algunas hermanas de García Márquez en representación de la familia, según fuentes oficiales.

El tributo al "compatriota más querido", como lo definió el presidente Santos, comienza al mediodía y cuenta con la participación de la Orquesta Sinfónica Nacional de Colombia que interpretará el "Réquiem" de Mozart, considerado una obra clásica del repertorio litúrgico universal.

En la ceremonia, que no tiene carácter religioso, también participan la Sociedad Coral Santa Cecilia y solistas como el tenor Pablo Martínez; Ana Cristina Mora (contralto), Julieth Lozano (soprano) y Valeriano Lanchas (bajo barítono), según el Ministerio de Cultura, organizador del acto.

El acceso a la plaza está controlado por la Policía mientras un destacamento de la Guardia Presidencial espera en uno de los costados de la catedral.

En la plaza fueron instaladas pantallas gigantes para que quienes no puedan acceder a la catedral sigan la ceremonia que será retransmitida en directo por la televisión pública, y también se levantó una tarima en la que se presentarán grupos de música vallenata, una de las preferidas de García Márquez.

El homenaje de este martes sigue al celebrado el lunes en el Palacio de Bellas Artes de Ciudad de México, al que asistieron Santos y su homólogo mexicano Enrique Peña Nieto.

Los actos en honor de García Márquez continuarán por tiempo indefinido en todo el país e incluyen también la lectura masiva de otra de sus obras, "El coronel no tiene quien le escriba", que se hará mañana en colegios, bibliotecas y plazas en coincidencia con el Día del Idioma.