Premio Sájarov, preso en Rusia, rinde un homenaje a las "personas perseguidas"

El cineasta ucraniano Oleg Sentsov, en prisión en Rusia, rindió este miércoles un vibrante homenaje a las "personas perseguidas", cuyos nombres pasarán a la historia, de boca de un familiar al recibir el premio Sájarov por su lucha por los presos políticos.

El director de cine Oleg Sentsov, preso en Rusia, ganador del premio Sájarov a la resistencia. Cortesía

"La historia siempre es justa y pone a todo el mundo en su lugar", subrayó Sentsov en sus palabras leídas por su prima Natalia Kaplan durante la ceremonia de entrega de este galardón de la Eurocámara a la libertad de conciencia en Estrasburgo (noreste de Francia).

Para Sentsov, que no citó nombres, "se puede ser un dictador durante una larga vida llenándose la boca de palabras falsas, que las personas en teoría admiran, y los líderes mundiales incluso le darán la mano por no pelearse con usted".

Si está interesado en este tema, ingrese acá: Lenin y la Revolución rusa: letras de cambio

"Pero después de su muerte, su nombre quedará damnificado" y la "persona perseguida" es "la que al final ocupa su lugar en la historia mundial y se le da su nombre a los premios, a las calles", agregó, poniendo como ejemplo al científico soviético disidente Andrei Sájarov.

Oriundo de Crimea, una península que en 2014 Rusia arrebató a Ucrania, el cineasta de 42 años se encuentra detenido en la colonia penitenciaria rusa de Labytnangui, por encima del círculo polar ártico.

Este padre de dos niños fue detenido en mayo de 2014 y condenado en agosto de 2015 a 20 años de prisión por "terrorismo" y "tráfico de armas" en un juicio calificado de "estalinista" por Amnistía Internacional.

Para reclamar la liberación de todos los "presos políticos" ucranianos en Rusia, el director inició en mayo una huelga de hambre a la que puso fin 145 días después, en octubre, para evitar ser alimentado a la fuerza.

Si está interesado en este tema, ingrese acá: Madres de Plaza de Mayo reivindican "ideales de desaparecidos" 40 años atrás en Argentina

El presidente de la Eurocámara, Antonio Tajani, describió a Sentsov como un "símbolo de la lucha por la libertad de los presos políticos detenidos en Rusia y en el resto del mundo" y pidió su liberación.

'El mismo hombre'

"Físicamente, va mejor, pero la huelga de hambre le pasó factura. Ahora tiene problemas graves de riñones, hígado y corazón", indicó a la AFP Natalia Kaplan, precisando que "nadie sabe decir si se recuperará completamente".

Sus condiciones de detención siguen siendo "muy difíciles", incluso si puso fin a la huelga de hambre, agregó su prima, para quien Sentsov sigue siendo "psicológicamente el mismo hombre" y trabajando en guiones y libros.

Su situación ejemplifica las tensas relaciones entre Moscú y Kiev desde la anexión de Crimea, cuyo último acto se vivió frente a las costas de esta península en noviembre cuando Rusia se incautó de buques y marineros ucranianos.

Tras la anexión, la UE adoptó una serie de sanciones, parte de una respuesta más amplia contra Rusia por su papel en el conflicto entre Kiev y separatistas prorrusos en el este de Ucrania, que dejó más de 10.000 muertos.

Sentsov sucede así a la "oposición democrática de Venezuela" en este galardón, que lleva el nombre del científico soviético disidente Andrei Sájarov y que, desde 1998, reconoce a quienes aportaron una contribución excepcional a la lucha por los derechos humanos.

En 2018, los otros finalistas del galardón fueron el activista marroquí Nasser Zefzafi, también en prisión y cuyos padres recibieron los aplausos de los eurodiputados en Estrasburgo, y un grupo de oenegés que socorren migrantes en el Mediterráneo.

El cineasta sigue los pasos de Nelson Mandela en 1988, el primer galardonado con este premio dotado con 50.000 euros, la paquistaní Malala Yousafzai (2013) o la yazidí Nadia Murad (2016). Años después recibieron además el premio Nobel de la Paz.

En sus 30 años de existencia, el prestigioso premio ha recompensado también hasta en tres ocasiones a opositores cubanos -Guillermo Fariñas (2010), la asociación Damas de Blanco (2005) y Oswaldo Payá (2002)-, y en 1992 a las Madres de la Plaza de Mayo argentinas.

828729

2018-12-12T11:25:57-05:00

article

2018-12-12T11:25:57-05:00

faraujo22_102

none

AFP

Cultura

Premio Sájarov, preso en Rusia, rinde un homenaje a las "personas perseguidas"

79

4348

4427

 

contenido-exclusivo

El día que conocí a Juan Bosch

Arte fuera del mercado