En 2030 habrá 70 millones de barriles más

Aseguró el presidente del Consejo Mundial de Petróleo, en el marco de la Cumbre Internacional de Petroleros que se celebra en Cartagena.

Renato Bertani, presidente del Consejo Mundial de Petróleo (WPC) y quien está en Cartagena presidiendo la Cumbre Internacional de Petroleros, que por primera vez se realiza en Colombia, aseguró que “los combustibles fósiles, incluido el petróleo, gas natural y carbón, continuarán siendo la principal fuente de energía del planeta en las próximas décadas, lo que representa aproximadamente 65% a 70% de la matriz energética mundial en el futuro previsible”.

Y aunque recalcó una y otra vez que el petróleo fácil y barato ha sido, en su mayoría, ya descubierto y desarrollado, hay nuevas fuentes de suministro que tendrán que ser exploradas y desarrolladas en entornos cada vez más complicados, como los de las reservas a gran profundidad, aguas ultraprofundas, Ártico, etc”.

“Si consideramos en la ecuación de oferta y demanda el incremento de la demanda proyectada y la declinación natural de los campos existentes, concluimos que para el año 2030 la industria petrolera tendrá que desarrollar cerca de 70 millones de barriles por día de nuevas fuentes, una tarea de enormes proporciones, pero a la vez una gran oportunidad para las compañías que invierten en las personas y en tecnología”.

Así la cosas, y a pesar de la volatilidad, el experto predijo que los precios por barril se mantendrán fuertes y serán esos pagos los que posibilitarán las millonarias inversiones que requiere la industria en los campos petroleros costosos por lo difícil de su exploración.

Bertani habló sobre Colombia y dijo que es uno de los miembros más activos de los 65 países que hacen parte del Consejo Mundial del Petróleo (WPC) y “estamos comprometidos en apoyarlos para que alcancen el mayor desarrollo de su industria y el sector petrolero global”.

Aprovechó para recordar a la industria en general que uno de los grandes retos a los que se está enfrentando este sector en todo el mundo es a la ausencia del capital humano. “Enfrentamos una escasez enorme de personas con talento, lo que es crítico para las complejidades que nuestra industria enfrentará en el futuro. Debemos esforzarnos por mejorar nuestra imagen y cooperar para atraer y motivar la generación más joven a unirse a lo que todavía es una de las actividades económicas más interesantes y gratificantes en la sociedad moderna”.

Temas relacionados