Agricultores critican Presupuesto General de la Nación para 2016

El Gobierno radicó en el Congreso su presupuesto para el otro año por $215,9 billones, incluyendo $48,6 billones del servicio de la deuda.

La caída de los precios internacionales de las materias primas en el mundo junto a la desaceleración de China, de América Latina y las expectativas de incremento en las tasas de interés de los principales mercados como Estados Unidos le pasan la factura a las cuentas fiscales de la Nación. El Gobierno radicó en el Congreso su Presupuesto General para el 2016 que incluyendo el servicio a la deuda de $48,6 billones llega a $215,9 billones, un aumento de 2,5% frente a los $210,6 billones de 2015.

Varias carteras del Gobierno verán una disminución en su cheque anual como la de Agricultura que pasará de un presupuesto de $3,9 billones a $2,4 billones en 2016, Minas y Energía baja 19,5% en sus recursos a $2,8 billones y Ambiente que cae 18%. Aunque el ministro de Hacienda anunció que buscarán en el Legislativo poder aumentar estos recursos en medio del debate, que según fuentes consultadas se tratará de pasar recursos de funcionamiento a la inversión y para esto se necesitan flexibilizaciones que autorizan los congresistas. Entre tanto Educación subirá su monto a $31 billones desde los %29,3 billones de este año y Defensa que aumenta 8,3% a $30 billones.

Rafael Mejía, presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia, confirmó que la asamblea del gremio realizará una crítica al recorte del presupuesto del sector agrícola. “Creemos que dada la importancia del campo no merecía este tratamiento por parte del Gobierno, no estamos satisfechos porque el agro es importante en el proceso de paz y este recorte no apoya la teoría alimentaria del país ya que seguimos impulsando la importación de alimentos”.

El ministro de Hacienda y Crédito Público, Mauricio Cárdenas, mencionó que este presupuesto está ajustado a los nuevos retos económicos de Colombia. “La caída de la renta petrolera nos pone ante un nuevo escenario, y por eso necesitamos hacer ajustes”.

Para el exdirector del Banco Central del Perú y docente de la Universidad Javeriana, César Ferrari, las preguntas más importantes que surgen de este presupuesto es “cómo se compensará la caída del petróleo ¿con más impuestos a los dividendos como se ha dicho en el pasado? y ¿Qué pasara con los impuestos del Cree?”.

En el presupuesto se tiene contemplada una disminución de la renta petrolera a $3,3 billones para el otro año desde los $9,6 billones que espera recaudar en 2015 y muy inferior a lo obtenido en 2014 de $19,7 billones. En los supuestos del presupuesto, es decir lo que espera el Ejecutivo al cierre de este año y el próximo, se destaca que un previsto sobre el barril de petróleo de referencia Brent de US$60 para 2015 y de US$64,6 para 2016. “Aunque el precio del Brent está por debajo actualmente, vemos que algunos analistas están viendo un crecimiento de Estados Unidos y de Europa lo que nos hace considerar un escenario de recuperación del petróleo para el próximo año”, dijo Cárdenas.

Otros supuestos del Gobierno es que espera un crecimiento de la economía del 3,6% para 2015 y de 3,8% para 2016, de igual manera espera una tasa de cambio para este año de $2.480 y para 2016 de $2.502 con una inflación de 4% al cierre de 2015 y de 3% en 2016.

De los $215,9 billones del presupuesto de gastos de la Nación para el otro año, $33,6 billones pertenecen a gastos personales y generales, $91 billones de transferencia, operación comercial de $2 billones y $40,6 billones en inversión.