Alza del salario mínimo de 4,2% para 2013, propone Anif

Con la iniciativa se elevaría de los actuales $566.000 a $590.755.

El centro de estudios académicos del sistema financiero, Anif, propone un incremento salarial de 4,2 por ciento para 2013, lo que dejaría el salario mínimo para cerca de un millón de trabajadores en 590.000 pesos desde los actuales 566.000 pesos.

El informe de Anif dice que “la fórmula universal” sugiere reajustar el salario mínimo legal (SML) en no más del 4.2% para 2013, elevándolo de unos 566.000 mensual actualmente a cerca de 590.000 cada mes.

“Este reajuste es consistente con una inflación del orden del 3% al cierre de 2012 y unas ganancias en productividad laboral del orden del 1.2% anual, suponiendo un crecimiento del 4.5% en el año 2012”, dice el informe de Anif.

Advierte el estudio que “reajustes superiores a dicho 4.2% amenazarían la doble meta de reducir el desempleo promedio por debajo del 10% en 2013 y lograr elevar la relación de Contribuyentes Activos/PEA (población económicamente activa) del actual 33% a por lo menos un 50% en el curso de los próximos dos-tres años”.

Dentro del próximo mes, se estará reuniendo la comisión tripartita que sentará en la misma mesa a sindicatos, empresarios y gobierno, para discutir el reajuste del salario mínimo legal (SML) que regirá en 2013.

Anif considera que la reunión de la comisión tripartita contemplará un análisis de la situación macroeconómica, el desempeño de la inflación, la productividad y “la precaria situación de nuestro mercado laboral, donde el promedio de desempleo de enero-agosto de 2012 todavía marca un penoso 10.9% y, probablemente, un 10.3% para el año 2012”.

Advierte el estudio de Anif que “en un horizonte de más largo plazo, ya hemos explicado cómo esos desbordes en los reajustes del SML (salario mínimo legal) respecto de la productividad laboral terminan por reducir nuestra competitividad internacional, al elevar el Costo Laboral Unitario (CLU) de Colombia”.

Anif ha calculado que, durante 1990-2011, dicho CLU aumentó en Colombia un 40% frente a una disminución del 24% en Estados Unidos.

El informe advierte que “reajustes superiores a ese 4.2% anual tendrían efectos perversos sobre la generación de empleo formal, lo cual haría muy difícil llegar a reducir el desempleo promedio de 2013 por debajo del 10%”.

Sería una verdadera lástima que, ahora cuando por fin la administración Santos está encarando reformas estructurales para contener la informalidad laboral, mediante la propuesta de sustituir costos parafiscales por tributos, “nos encontremos con que exagerados reajustes del salario mínimo legal tiran por la borda dicho objetivo”.

Desmonte de Parafiscales

El director de Anif, Sergio Clavijo, reconoció que la reforma tributaria propuesta por el Gobierno del presidente Santos, tiene la virtud de “trabajar en la línea del desmonte de los parafiscales, de lo cual en los últimos dos años se había negado tajantemente que fuera un problema, se hablaba de un mito, pero eso hoy es una realidad que está atacando esa reforma”.

Sin embargo, el director del centro de estudios académicos criticó que en el tema de los parafiscales “se diagnostica el problema de informalidad, pero al mismo tiempo se genera otra problemática cuando se trata de ver cómo se sustituye un fondeo de un punto del PIB (producto interno bruto) que se está dejando de recoger a través de la nómina, incluyendo cinco (por ciento) correspondiente a ICBF-Sena y unos 8 (por ciento) de pago de las empresas en salud”.

Explicó que el problema radica que “en vez de poner el reflector, la nómina se está poniendo ahora en las utilidades de las firmas y se está generando un problema adicional que se crea una especie de subsidio cruzado entre las compañías pequeñas, que supuestamente no dan tantas utilidades, por lo tanto no debería dolerles ese 8 por ciento de nuevo impuesto que se genera y sobre las firmas grandes que son las generadoras de utilidad y de empleo, se está generando un problema conceptual y es que cada empleo formal que se cree va gravado contra las utilidades de las empresas”.

Clavijo consideró que para solucionar el tema de parafiscales se debe recurrir a un fondeo general, “recaudando más en renta, pero si ese expediente no le diera, recaudando más en IVA”.

El director de Anif indicó que la media de la tasa de recaudación es de 16%, en América Latina es de 18% y en Europa de 22%. “Claramente Colombia tiene que despertarse y subir su IVA ligeramente al 17% para sustituir un punto de parafiscalidad, una forma clara diáfana y que es lo que se usa en el mundo”, dijo.
 

 

Temas relacionados

 

últimas noticias