Joe Biden presentará plan económico que busca apoyo bipartidista

Noticias destacadas de Economía

El presidente entrante de EE. UU. dará a conocer el paquete de ayudas en la noche de este jueves. Algunos demócratas estiman que podría ser de hasta US$2 billones.

El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, presentará el jueves un paquete de ayudas para el COVID-19 de un tamaño similar al de la Ley Cares de US$2 billones del año pasado, en su primera prueba legislativa frente a un Senado dividido y a una economía en deterioro.

Los últimos días, funcionarios del equipo de transición desarrollaron una propuesta con los legisladores demócratas y sus equipos que anticipa incluir al menos los US$900.000 millones del proyecto de ley de diciembre, mientras que el líder de la mayoría del Senado entrante, Chuck Schumer, presiona por un monto superior a los US$1,3 billones.

Muchos demócratas creen que será de hasta US$2 billones, mientras que otros esperan que la fracción destinada exclusivamente al coronavirus se acerque a US$900.000 millones. Eso significa que otros gastos podrían llevar el paquete al extremo superior de las diversas estimaciones.

Poco más de una semana después de los disturbios en el Capitolio y en medio de un ambiente político cargado por la segunda acusación constitucional contra el presidente Donald Trump, el presidente entrante busca un respaldo bipartidista significativo para su plan de ayuda. El éxito en ese aspecto lo distinguiría de sus dos predecesores demócratas inmediatos: ningún senador republicano votó a favor del primer plan económico de Bill Clinton, y solo tres lo hicieron por el de Barack Obama.

Biden presentará su plan horas después de un informe que muestra el mayor aumento en las solicitudes semanales de subsidios por desempleo desde marzo pasado, con 965.000 estadounidenses que solicitan beneficios estatales. La cifra supera con creces los peores días de la recesión de 2007-2009 y puede sesgar a los negociadores hacia un paquete de ayuda más amplio. El presidente electo hablará en la noche desde Wilmington, Delaware.

Los beneficios especiales de desempleo aprobados el año pasado se agotarán a mediados de marzo, lo que se perfila como una fecha límite para acelerar la ayuda a millones de estadounidenses empobrecidos por la pandemia.

Le puede interesar: ¿Qué le espera a la industria tecnológica con el gobierno Biden?

Al anticipar el anuncio del jueves, Biden dijo la semana pasada que “billones de dólares” en gasto aprovecharían tasas de interés históricamente bajas para invertir tanto en apoyo económico a corto plazo como en desarrollo a largo plazo. Un proyecto de ley más amplio en la primavera se centraría en objetivos a más largo plazo, como infraestructura y cambio climático, dijeron personas familiarizadas con el asunto.

El equipo de transición de Biden ha dicho a los legisladores que le gustaría que el paquete de ayuda se apruebe de manera bipartidista y no a través de la llamada reconciliación, una maniobra presupuestaria que permite a un partido aprobar un proyecto de ley con una mayoría simple de votos en el Senado, en lugar de los 60 que normalmente son necesarios para finalizar el debate y pasar a una votación.

Comparte en redes: