Boeing prevé demanda de unos 40.000 nuevos aviones en los próximos 20 años

El constructor norteamericano considera que esta alza estará especialmente sustentada por aviones de medio alcance o distancia.

Boeing considera que este crecimiento estará sustentado por aviones de mediano alcance o distancia. /Archivo.

Los fabricantes aeronáuticos estadounidense Boeing y europeo Airbus revisaron al alza sus previsiones de mercado en el sector, debido al incremento continuo del tráfico aéreo en el mundo, al iniciarse el lunes el Salón aeronáutico de Farnborough (Gran Bretaña).

Beoing estima que en los próximos 20 años las necesidades serán de más de 39.600 nuevos aviones por un valor de 5,9 billones de dólares. El constructor norteamericano considera que esta alza estará especialmente sustentada por aviones de medio alcance o distancia, de un valor de 3 billones de dólares, según indica en su estudio de mercado anual.

Para los aparatos de larga distancia, Boeing considera que 9.100 aviones nuevos serán necesarios, por un valor total de 2,8 billones de dólares. El fabricante estadounidense apuesta por un crecimiento del tráfico aéreo del orden de 4,8% anual en ese período.

"Pese a los recientes acontecimientos que han afectado a los mercados financieros, el sector de la aviación va a proseguir su crecimiento a largo plazo, con una duplicación de la flota de aviones comerciales", declaró Randy Tinseth, vicepresidente de marketing de la división Boeing Aviación Comercial, durante la presentación del estudio.

Este crecimiento en el segmento de media distancia será "impulsado por las compañías de bajo coste y por los mercados emergentes", subraya Boeing.

Por su lado el europeo Airbus también revisó al alza sus previsiones de crecimiento del mercado aeronáutico para esos próximos 20 años, evaluando las necesidades de las companías en 33.000 nuevos aviones por un valor de 5,2 billones de dólares.

Airbus estima el crecimiento del tráfico en 4,5% anual en los próximos 20 años. Hace un año evaluó esas necesidades en 32.600 aparatos por un valor de 4,9 billones de dólares.

El salón aeronáutico de Farnborough abrió sus puertas este lunes al suroeste de Londres, en un contexto de tráfico aéreo en auge y de lucha encarnizada entre estos dos gigantes, Airbus y Boeing, para apoderarse de nuevas cuotas de mercado.