Chevron anuncia que baja 20% sus costos en yacimiento Vaca Muerta

Los costos de perforación en el yacimiento de Loma Campana, en Vaca Muerta, descendieron de los US$14 millones a los US$11,2 millones por pozo.

Las compañías petroleras como Exxon Mobil Corp. se están apresurando por explotar las reservas de shale de Argentina.Bloomberg News

Los costos de perforación en el yacimiento Vaca Muerta de Argentina, sede de las segundas mayores reservas de shale del mundo, han bajado un 20 por ciento este año, permitiendo que Chevron Corp. y sus socios estén más cerca de cumplir con sus objetivos de gasto.

Los costos de perforación en el yacimiento de Loma Campana, en Vaca Muerta, descendieron de los US$14 millones a los US$11,2 millones por pozo en el último trimestre de 2015, dijo Ali Moshiri, presidente de Chevron para América Latina y África, en una entrevista con Bloomberg News en Buenos Aires el jueves. Eso sitúa a la empresa conjunta con YPF más cerca de sus objetivos de perforar los pozos por menos de US$10 millones, dijo.

“Hay muchas empresas que centran su mirada en Chevron y en YPF en Argentina”, agregó Moshiri. “El rendimiento de esos pozos compite muy de cerca con el de los pozos de Estados Unidos”.

Las compañías petroleras como Exxon Mobil Corp. se están apresurando por explotar las reservas de shale de Argentina, las más grandes después de Estados Unidos, ya que los bajos precios del petróleo ejercen presión sobre los productores estadounidenses. La producción en Estados Unidos ha descendido este año debido al derrumbe de los precios, mientras que los productores en Argentina han mantenido los niveles de producción gracias a los subsidios del Gobierno para estimular la extracción.

Empresa conjunta

En 2013, Chevron firmó un acuerdo con la empresa estatal YPF para invertir US$1.600 millones en un programa piloto para perforar en Vaca Muerta en la provincia del Neuquén. La empresa conjunta, que está avaluada en unos US$16.000 millones, ha perforado alrededor de 400 pozos, dijo Moshiri.

El Gobierno de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner elevó el precio del petróleo producido en el país desde los US$45 a los US$75 por barril, concedió a los perforadores exenciones tributarias y limitó las regalías a un 15 por ciento en 2015, creando un auge en el sector petrolero local al tiempo que enfrentaba dificultades en el resto del mundo debido al descenso de los precios.

“Somos una empresa que hace negocios a largo plazo; no invertimos en el corto plazo”, dijo Moshiri. “Hace unos años, nadie conocía a Chevron en Argentina. Ahora somos los inversores más grandes en la industria petrolera”.

Temas relacionados