Colombia es menos vulnerable a choques externos: banqueros

Piden remover las distorsiones que persisten sobre los mercados laboral y financiero.

Colombia luce menos vulnerable que en otras ocasiones a los choques externos, admite la Asociación Bancaria en su informe semanal.

Considera el gremio de los banqueros que el crecimiento de la economía está cerca del potencial y parece sostenible, si las condiciones externas no se deterioran gravemente, porque está balanceado, tanto por el lado de la demanda como por el de la oferta.

Los desbalances macroeconómicos son menos profundos que en anteriores oportunidades y están financiados en mayor proporción por capitales externos más estables, indica el informe de Asobancaria.

La deuda pública tiene un menor riesgo cambiario y se ha alargado su perfil. El programa de consolidación tiene una senda creíble que hace sostenible la deuda. La liquidez y la solvencia externas son cómodas, destaca el informe.

Los regímenes monetario y cambiario permiten absorber de una manera flexible los choques externos. La tasa de cambio real está alineada con los fundamentales. La inflación es baja y estable y las expectativas inflacionarias están ancladas, remarca el informe del gremio de los banqueros.

Las autoridades cuentan con un marco sólido y con instrumentos más eficaces para implementar estrategias fiscales contra-cíclicas. No se han acumulado desbalances financieros protuberantes. Los auges en los mercados de activos se han moderado, dice.

El crédito se expande dinámicamente, pero de una manera sostenible, destacan los banqueros en su informe semanal.

El sistema financiero es sólido: está bien capitalizado y holgadamente provisionado, dicen, a la vez que llaman la atención a las autoridades para que persistan en el tránsito de las posturas fiscal y monetaria a posiciones neutrales.

Es deseable que la estrategia fiscal apoye en mayor medida el esfuerzo contra-cíclico, que en la coyuntura actual está recargado en la política monetaria, advierten.

Solo procediendo de esta manera las autoridades podrán, mediante una mezcla de política mejor balanceada, abrir el espacio que se requerirá en el futuro para la implementación posterior de estrategias estimulantes, considera Asobancaria.

Reitera que mucho ayudaría a minimizar el impacto de los choques adversos sobre los mercados laboral y financiero, que se removiera definitivamente de ellos las distorsiones que persisten.
 

Temas relacionados