Confirman inhabilidades a tres implicados en caso Interbolsa

Supersociedades interpuso sanciones comerciales de 10 años contra Juan Carlos Ortiz y Rodrigo Jaramillo Correa.

La superintendencia de Sociedades confirmó la muerte comercial, al menos por diez años, contra Juan Carlos Ortiz Zarrate, en calidad de accionista del proceso de liquidación de Interbolsa y Rodrigo Jaramillo Correa, representante legal y accionista de la desparecida empresa. Así mismo, fue inhabilitada por dos años Ruth Estella Upegui Mejía, representante legal dentro del proceso de liquidación judicial.

La Supersociedades determinó que estas personas utilizaron la firma comisionista Interbolsa para defraudar a sus acreedores, al tiempo que concedían cupos de crédito excesivos al “Grupo Corridori” para la adquisición y posible manipulación de acciones de Fabricato en la Bolsa de Valores de Colombia. Advirtió el ente regulador que, además, triangulaban dinero a través de la Clínica La Candelaria. Así mismo, estas personas instaron a sus clientes a realizar inversiones de portafolio sin darles a conocer la situación real del grupo y el peligro de dichas inversiones.

La decisión también estuvo sustentada en el informe de auditoría forense de la firma KPMG que expone los actos fraudulentos cometidos por Interbolsa y firmas relacionadas como el “Grupo Corridori”, en particular Invertácticas S.A.S. Así se estableció que Alessandro Corridori utilizó la empresa como una fachada para cometer actos ilícitos que afectaron seriamente el mercado de valores como la manipulación a las acciones de Fabricato.

De acuerdo con la sanción, los involucrados en el caso Interbolsa no podrán adquirir bienes valores para enajenarlos, arrendarlos o subarrendarlos, recibir dinero para préstamo, intervenir como asociados en la constitución de sociedades comerciales, girar, otorgar, aceptar, garantizar o negociar títulos valores, realizar operaciones bancarias de bolsa o de martillos, realizar corretaje, ni representar firmas nacionales o extranjeras, al igual que constituir empresas de seguros, transporte de personas o de carga, manufactureras, de depósito, editoriales, de construcciones ni promotoras de negocios.

El de Interbolsa es uno de los escándalos financieros más grandes en la historia de la bolsa de valores colombiana, en donde la otrora prestigiosa firma resultó involucrada en prácticas fraudulentas que incluyeron no solamente la destinación de los fondos aportados por sus clientes a operaciones que ellos no había autorizado, sino a la manipulación con acciones con el único propósito de inflar sus precios y obtener beneficios ficticios en la cotización de las mismas y simultáneamente obtener créditos para realizar nueva operaciones de bolsa por fuera de las normas financieras colombianas.

En este sonado caso, se ha revocado la detención domiciliara al exdirector de riesgos de InterBolsa S.A. Javier Tomás Villadiego, quien enfrenta un proceso penal por el descalabro bursátil de la comisionista de bolsa. Igualmente están pendientes por audiencia de imputación de cargos Víctor Maldonado, Claudia Patricia Aristizábal, Ricardo Emilio Martínez, Rachid Maluf Raad y el norteamericano Eric Andersen quienes tendrán que responder por los delitos de manipulación fraudulenta de especies, administración desleal, concierto para delinquir y captación masiva y habitual de dinero.

Los hechos materia de investigación tienen relación con el desvió de dineros a través del Fondo constituido en Curazao. Estos recursos se habrían invertido para la realización de otros negocios sin el aval de los inversores que aseguran que fueron estafados hecho por el cual solicitarán que se les califique como víctimas.

 

Temas relacionados