El PIB de EE.UU. podría volver a caer, dice miembro de la Fed

Noticias destacadas de Economía

El bajón, vinculado a las medidas para mitigar la expansión del coronavirus, podría prolongarse hasta por dos trimestres.

La economía de Estados Unidos podría caer nuevamente en el cuarto trimestre de 2020 debido a la debacle económica que han traído las restricciones para frenar la pandemia de COVID-19, dijo el jueves un miembro de la Reserva Federal (Fed, banco central).

“Veremos cómo se ve el cuarto trimestre (...) Podríamos tener un crecimiento negativo si este resurgimiento (de la pandemia) empeora” de tal manera que las autoridades locales, “aunque no quieran imponer más restricciones, no tengan otra opción”, dijo el presidente de la Fed de Dallas, Rob Kaplan, en Bloomberg TV.

Lea también: ¿Vienen los robots a quedarse con nuestros trabajos?

Aunque varias vacunas contra el COVID-19 podrían estar disponibles antes de fin año, Kaplan estima que el próximo par de trimestres “serán muy difíciles”, pero matizó al estimar que, de haber una caída económica, “será por un trimestre o dos”.

En el segundo trimestre, la pandemia hizo que el PIB de Estados Unidos cayera 31,4 % en la medición anualizada. Pero en el tercer trimestre, el PIB rebotó con un alza anual de 33,1 %.

“Si me hubieran preguntado hace un mes, hubiera hablado de un crecimiento (en ritmo anualizado) de 4 o 5 %. Pero pienso que con este resurgimiento (del virus) las perspectivas son a la baja”, añadió.

En contrapartida, la primera economía mundial podría registrar en 2021 un alza de 3,5 % o más, según previsiones de Kaplan.

Estados Unidos es el país más golpeado del mundo por la pandemia, con más de 11,5 millones de infectados y 250.000 muertos, según un recuento de la AFP basado en cifras oficiales.

En tanto, el Congreso estadounidense reanudó las negociaciones el jueves para tratar de encontrar un acuerdo para un nuevo plan de apoyo a la economía, según una fuente parlamentaria.

Nuevas restricciones

Tras superar el cuarto de millón de fallecidos por la pandemia, las alarmas se han disparado en EE.UU. ante la proximidad de Acción de Gracias, la festividad con el mayor número de desplazamientos en el país, y este jueves las autoridades recomendaron evitar viajar por estas fechas.

Tal es la preocupación originada por la posibilidad de que los contagios se multipliquen por Acción de Gracias, una fecha en la que son típicas las reuniones familiares, que los gubernamentales Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) aconsejaron no viajar durante la festividad la próxima semana.

“Conforme vemos un crecimiento exponencial en los casos, y la probabilidad de que la enfermedad o la infección se traslade de una parte del país a otra, debemos recomendar que se eviten los viajes en esta época”, dijo el director de Incidencias de la covid-19 de los CDC, Henry Walke, en una llamada con periodistas.

El responsable subrayó que los estadounidenses deberían pasar Acción de Gracias con las otras personas que residan en sus hogares, en vez de viajar.

Adelantándose a aquellos que no hagan caso a su recomendación, los CDC avisan de que si finalmente se viaja se deberían tomar medidas como llevar máscara facial, mantener una distancia de unos 1,8 metros de aquellas personas que no residan en el mismo hogar y celebrar pequeños encuentros al aire libre.

Lea también: Las elecciones en EE.UU., la economía y todo lo demás

El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, dijo el jueves que no impondría un confinamiento nacional para combatir la pandemia de COVID-19 a pesar de un aumento de los casos.

“No veo ninguna circunstancia que requiera un cierre nacional total. Creo que sería contraproducente”, dijo a los periodistas Biden, quien asumirá el cargo el 20 de enero.

“No voy a detener la economía, punto. Voy a detener el virus”, dijo desde su feudo en Wilmington, Delaware, luego de una reunión con gobernadores para discutir la respuesta a la crisis, asegurando que seguirá las recomendaciones de los científicos.

Comparte en redes: