Empresarios, trabajadores y Gobierno dicen que economía está protegida

Presidente Santos no anticipó medidas porque dijo que la economía está bien.

Tras cuatro horas de reunión en la Casa de Nariño, Gobierno, empresarios y sindicatos llegaron a la conclusión que la economía está bien.


Sin embargo explicaron que de deteriorarse la situación mundial, existe un potencial paquete de medidas que se pondrían en ejecución para contrarrestar los efectos en las principales variables de la economía local. Los empresarios se comprometieron a no tocar la nómina, según dijo William Millan, vicepresidente de la CGT.


La demanda interna y la inversión extranjera y local mantienen un ritmo positivo y se encuentran en ascenso, según dijo el mandatario de los colombianos, al insistir en que todas las variables se encuentran en terreno positivo.


Durante la reunión se analizó un probable escenario para un deterioro de la economía mundial, pero "esperamos que las economías industrializadas tengan el buen sentido de tomar las medidas necesarias para que la economía no entre en una recesión", dijo Santos.


Con un diálogo cordial se consideró un potencial paquete de medidas "para poder tomar nosotros internamente para proteger sobre todo y ante todo el empleo y los pobres", dijo el presidente colombiano. Explicó que en caso de que se venga una recesión internacional "protejamos el empleo y a los más pobres porque son los que más sufren en cualquier crisis".


Santos dijo que fueron analizadas las diferentes variables y se escucharon propuestas sobre lo que se podría hacer. Por ejemplo si el sector financiero comienza a tener dificultades para acceder a créditos internacionales, "el Banco de la República dio un parte positivo en cuanto al colchón que tiene en materia de reservas (internacionales) de disponibilidad de crédito y un seguro con el Fondo Monetario".


Finalmente acordaron mantener una comunicación permanente, que analice los indicadores para detectar cualquier luz roja, y al momento convocar esta mesa. Quedó previsto que habrá una nueva reunión en "un par de meses para que todos traigamos los indicadores de cada sector para mantener la vigilancia sobre todo el proceso económico".


El ministro de Comercio, Industria y Turismo, Sergio Diazgranados manifesto que de llegarse a acentuar la crisis y antes de sentirse los primeros coletazos se debe "acelerar el acceso a mercados, diversificar el riesgo. Es decir entrar a mercados como Corea, Turquía, Panamá y Costa Rica".  Insistió que el esfuerzo debe concentrarse en generar más exportaciones esos mercados.


El presidente de la SAC, Rafael Mejía, dijo que no hay compromiso en detalle de los sectores "para no despedir o para contratar (personal)". Agregó que "en una forma muy madura" se analizó lo que puede pasar para que no "nos coja desprevenidos".


William Millán se mostró optimista frente a lo que puede suceder frente a una eventual crisis. Dijo estar satisfecho porque el Gobierno del presidente Santos los tenga en cuenta para este tipo de análisis.


Los banqueros representados por el presidente del Grupo Aval, Luis Carlos Sarmiento Gutiérrez, manifestaron que la banca colombiana tiene solidez para enfrentar los efectos de una posible crisis financiera internacional. No habrá restricción del crédito, dijo. Para Gonzalo Restrepo, presidente del Grupo Exito, no cree que exista posibilidad de recesión.


Horas previas a la reunión en la sede del Gobierno colombiano, el ministro de Hacienda, Juan Carlos Echeverry manifestó que "es muy importante mantener el flujo de crédito. Hemos aprendido de los últimos cuatro años que el canal más importante por el cual se transmiten todas las frustraciones, especialmente las internacionales, es el canal del crédito".


"Ese mensaje del presidente a los banqueros, a los empresarios, a los trabajadores sobre que todos coordinemos y que tengamos la misma visión del país y que nos reunamos con alguna periodicidad a revisar la evolución, es algo en el cual Colombia puede dar ejemplo", dijo el titular de la cartera de Hacienda.

Temas relacionados