Empresas, con poco riesgo crediticio

A pesar de que la mayoría de las compañías de las economías emergentes han aumentado su percepción de incertidumbre por sus deudas en dólares, las del país salen bien libradas.

El peso colombiano se ha devaluado 30% frente al dólar estadounidense en el ultimo año. /Bloomberg

En las últimas semanas, varios analistas y entidades internacionales han comenzado a advertir sobre los riesgos crediticios que implica el fortalecimiento de Estados Unidos para las compañías de las economías emergentes. La preocupación radica en que las deudas denominadas en dólares de las empresas de países en vía de desarrollo están comenzando a subir su costo, lo cual puede aumentar el riesgo de impago.

Como resultado del aumento de la percepción de riesgo, una medición de Bloomberg de bonos basura que venden compañías de países en vías de desarrollo pasó de 0,5% a 3,3% en la última semana. Además, la tasa a la que las empresas de las economías emergentes piden créditos en el exterior se ha incrementado hasta el 5,6%, lo cual implica un aumento de 1% frente al mismo período un año atrás.

Colombia parece haber salido bien librado. Un reciente informe de Fitch Ratings, en el cual la firma analizó 70 compañías locales, indicó que “la exposición corporativa a la reciente depreciación del peso colombiano, que asciende al 30%, parece ser manejable. Pocas de las sociedades analizadas tienen créditos en dólares de Estados Unidos. Las que tienen la deuda transfronteriza tienen temores manejables y mecanismos de cobertura de intereses para la protección de dinero en efectivo”.

Además, la firma de valoración de riesgo tiene una perspectiva estable para la mayoría de las 70 empresas analizadas en el informe, con un 8,6% de ellas con una perspectiva negativa y un 5,7% con una perspectiva positiva. Lo cual representa un desempeño sobresaliente frente a países como Brasil y Chile, que tienen apreciaciones más negativas.

Juan David Ballén, analista de Casa de Bolsa, explicó que “el riesgo de las deudas corporativas en Colombia depende de cada empresa. Si la compañía registra un balance adecuado entre activos y pasivos denominados en dólares, se produce una cobertura natural de riesgo y no debería ser motivo de preocupación para los inversionistas”.

Es una posición con la que coincide Ómar Suárez, analista de Alianza Valores, pues argumentó que “a las compañías que tengan mejor cobertura natural les irá mejor este año en caso de que la devaluación se mantenga. Analizando el caso de las cementeras en el país se encuentra que Cemargos corre menos riego que otras, porque el 56% de su deuda está en dólares y casi la mitad de sus ingresos denominados en la misma moneda”.

El panorama del sector externo advertiría que la devaluación del peso colombiano podría continuar en 2015. Durante 2014 la balanza de pagos del país registró un déficit de la cuenta corriente de US$19.783 millones, lo que representó el 5,2% del PIB colombiano y exhibió un aumento de dos puntos porcentuales con respecto al registrado un año atrás.

De manera que “la devaluación seguirá generando presión en los balances de las compañías colombianas, pues la tasa de cambio podría ascender hasta los $2.800. Esto sugiere que las empresas en el país comenzarán a optar por reducir su endeudamiento en dólares, ya que la percepción en las economías emergentes se mantendrá a medida que continúe la recuperación económica de Estados Unidos”, agregó Suárez.

*Economista jefe de la Unidad de Análisis Transversal de Economías Emergentes. BBVA Research.

 

[email protected]

últimas noticias