"Era necesario que la cartera dejara de crecer como venía"

El banquero deja claro que no es sano para una economía mantener el ritmo sostenido del 25% que traía la cartera en el país y recalca que lo más sano es tenerla controlada con el 14%.

Todos los bancos colombianos están de compras en el exterior. ¿El Citigroup tiene algún plan en este país?

Nosotros tenemos una estrategia de crecimiento orgánico. Eso es básicamente crecer desde adentro. La otra cara de la moneda sería tener un crecimiento inorgánico, que implicaría comprar otros bancos; la estrategia nuestra no es comprar bancos. Estamos creciendo bien, las utilidades están bien, estamos haciendo cosas interesantes y nuestro enfoque es sacar productos digitales. Las operaciones del banco, comparadas con la competencia, la gran mayoría son básicamente por vía digital. Si usted mira el total de transacciones del banco, que deben ser unos 12 millones de operaciones al año, casi el 40% es vía internet, el más alto del mercado. Y la otra gran parte la atendemos vía teléfono, además de las sucursales. En el año 2011 hicimos una inversión importante, pusimos 17 en todo el país y 130 Citiexpress.

¿Les funcionó la masificación del banco?

Somos más masivos en el tema de tarjeta de crédito, tenemos una estrategia que atendemos incluso a clientes que se ganan de $1 millón hacia arriba. Cuando usted compra nuestro portafolio de banca de consumo, Bancolombia, que tiene nueves veces el total de activos nuestros, es solamente dos veces más grande. Y en tarjeta de crédito es 1,2 veces superior. Bancolombia tiene $4,7 billones en créditos de consumo y nosotros $1,8 billones. Banco de Bogotá tiene $2,4 billones y Davivienda, $3,4 billones.

A todos los bancos los golpearon las decisiones de la FED. ¿Qué le pasó al Citibank?

Claramente todos tuvimos un golpe. Cuando uno mira lo que pasó en Colombia y lo compara con lo que pasó en otros países del mundo, el país fue de los más golpeados por esas decisiones. Cuando la FED anunció en mayo que iba a parar ese estímulo de liquidez, todos los países emergentes sufrieron efectos, pero fue diferente. Colombia tuvo el segundo mayor impacto después de Turquía. ¿Por qué pasó eso? No fueron los extranjeros los que causaron el problema. Si uno compara este país con Perú y México, y la inversión extranjera en el stock de deuda de Colombia es muy bajito, un 5 o 4%, en México es del 40% y ellos no se afectaron tanto como aquí. Eso quiere decir que en este país hubo una sobrerreacción y claramente nos golpeó en mayo, pero en junio y julio nos recuperamos. Probablemente el año en tema de inversiones no va a ser tan bueno como el año pasado, pero será bastante aceptable.

Y Colombia tampoco está creciendo como el año pasado...

No está creciendo a la misma velocidad, la cartera tampoco, pero sigue siendo muy bueno.

¿Las decisiones del Emisor cómo las califican?

Tenemos una tremenda confianza en lo que hace el Banco de la República y este país tiene una instituciones bastante serias. Hay matices, nosotros pensamos en un momento dado que las intervenciones en compra de dólares no son buenas perpetuarlas, en un momento hay que cortarlas porque esas intervenciones por vía de lo que debe hacer el Gobierno para recoger la plata hace que emita TES y al hacerlo hay más en el mercado, y es un tema que hay que manejar. De fondo confiamos en lo que hacen, pero podemos tener opiniones de matices distintas.

¿Cómo está el Citibank en Colombia?

Muy bien, este ha sido un buen año, no tan bueno como el pasado, cuando teníamos unas condiciones macroeconómicas diferentes y era que el país venía creciendo un poco más aceleradamente y la cartera en ese mismo ritmo a niveles del 25% y este año está por el 14%. Y sólo eso hace que los resultados del banco no sean tan buenos este año.

¿Qué significa muy buenos?

Si el año pasado para esta época nos íbamos ganando más o menos unos $100.000 millones, en 2013 debemos ir por unos $70.000 millones. Son buenos resultados, sigue habiendo una buena rentabilidad sobre activos y una buena rentabilidad sobre patrimonio.

¿Y una caída así no es premonitoria?

Era necesario que la cartera dejara de crecer a la velocidad que venía. No es sano mantener crecimientos del 25% sostenidos durante varios años y quedará en niveles del 13 y 14%. Claramente hubo un deterioro de la cartera a finales del año pasado, algo a comienzos de este año, pero eso ya se controló. Estamos viendo un buen comportamiento de la cartera hoy.

[email protected]