Europa le abre los brazos al yuan

Ambas partes intercambiarán divisas con el objetivo de fortalecer el comercio y las inversiones.

China es el segundo socio comercial de la Unión Europea. / AFP

El Banco Central Europeo (BCE) y el Banco Popular de China han establecido un acuerdo de intercambio de divisas, la última en una serie de maniobras para estimular el uso mundial del yuan.

La línea de intercambio, que es de 350.000 millones de yuanes (US$57.000 millones), será la tercera más grande de China, luego de sus acuerdos con Hong Kong y Corea del Sur, y sigue convenios similares con el Reino Unido, Australia y Brasil. “Se ha establecido en el contexto de un comercio bilateral que crece con rapidez, y en el de inversiones entre la Eurozona y China. También surge cuando hay necesidad de asegurar la estabilidad de los mercados financieros”, dijo el BCE en un comunicado.

Aunque el objetivo del convenio es que sirva de apoyo, y por lo tanto no tendría que emplearse la mayoría del tiempo, también tiene una importancia simbólica y refleja el aumento del comercio entre los países de la Eurozona —en especial Alemania— y China. El gigante asiático es el segundo socio comercial más grande de la Unión Europea, con aproximadamente 1.000 millones de euros en transacciones comerciales diarias entre las dos partes, según la Comisión Europea.

El Banco Popular de China dijo en un comunicado: “Esto puede ayudar a aportar liquidez de apoyo para el desarrollo del mercado del yuan en Europa y promover su uso internacional. También es benéfico para facilitar el comercio y la inversión”.

El Deutsche Bank espera que el 15% del comercio total con China se realice en su moneda durante este año, un aumento con respecto al nivel de prácticamente cero hace algunos años.

“El acuerdo es otro gran paso hacia el proceso de internacionalización del yuan, aunque su tamaño parece ser menor que el dado por algunos estimativos iniciales. Es importante porque este anuncio se genera poco antes de la tercera sesión plenaria de China en noviembre, cuando podrían darse otras reformas en divisas extranjeras”, dijo en un informe Ju Wang, estratega de FX en HSBC.

Aparte del uso del yuan para acuerdos comerciales, la moneda china es cada vez más importante para los inversionistas, con un volumen comercial que se ha doblado hasta el momento durante este año. Las cifras de Swift, compañía de pagos, arrojan que Londres pasa a ser cada vez más dominante como el centro para la comercialización de la divisa por fuera de China. Su participación del mercado por fuera de Hong Kong aumentó de 54% en enero a 62% este mes.

Las autoridades de Francia se están interesadas en atraer más yuanes hacia el comercio en Paría, aunque la ciudad actualmente representa tan sólo el 10% del comercio. Al hablar para el China Daily en abril, Christian Noyer, gobernador del Banque de France, dijo, con respecto a una línea de intercambios BCE-Banco Popular de China, que “motivaría el uso de la moneda más allá de las fronteras de China en la zona horaria europea”.

 

últimas noticias