FAO pide poner atención a agricultura familiar en Colombia

El director de esa organización estará este viernes en la sanción de la ley de zonas francas que la agroindustria ha aplaudido.

José Graziano da Silva, director de la FAO.

En su visita al país, José Graziano, director de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), manifestó su apoyo al plan del Gobierno Colombia Siembra, que busca sembrar un millón de hectáreas nuevas en el país, las cuales se sumarían a los siete millones que en total existen en la actualidad (Lea ¿Qué le falta a Colombia Siembra?).

Graziano anunció un convenio entre la institución que dirige y el Ministerio de Agricultura, a través del cual la FAO prestará acompañamiento y recursos, por ejemplo para montar un sistema de monitoreo del campo, que permitiría mantener actualizadas las cifras del sector rural, y reformular la forma como la cartera fomenta la agricultura familiar. La propuesta de la FAO se la entregará su director este viernes al presidente de la República, Juan Manuel Santos.

Los agricultores familiares, dice Graziano, “pueden tener su potencial productivo elevado inmediatamente. No es un programa para largo plazo. Nos dará respuestas muy rápida esa inversión que queremos hacer”, aunque no precisó los montos, pues el convenio de cooperación, con miras al posconflicto, está en construcción.

La FAO resalta la agricultura familiar como clave para la erradicación del hambre en las zonas rurales, y hace particular énfasis en que los mercados locales deben integrarse y que las comunidades consuman aquello que producen. En el encuentro entre Graziano y el ministro de Agricultura, Aurelio Iragorri, se puso sobre la mesa el reto de que 30% de las compras públicas se haga a pequeños productores para asegurar sus ingresos.

El director de la FAO subrayó que Colombia es una de las tres potencias de producción de alimentos de la región, con deforestación cero, junto con Brasil y Paraguay. Se refiere a deforestación cero porque en el país, según dijo, hay gran cantidad de baldíos improductivos.

Este viernes, Graziano precisamente asistirá a la sanción de la ley de Zonas de Interés de Desarrollo Rural Económico y Social, Zidres, evento en el que el presidente Juan Manuel Santos dará a conocer el destino de 25.000 hectáreas que estaban en manos de la familia de Víctor Carranza y que actualmente tienen el estatus de baldíos. Es de recordar que la ley de Zidres permitirá adjudicar las tierras baldías de la Nación a proyectos productivos para asociaciones de campesinos y empresas agroindustriales, tanto nacionales como extranjeras (Lea Así quedó la ley de Zidres) .

 

Temas relacionados