La fiesta petrolera solo duró tres días

El incremento de los inventarios de crudo en casi el doble de lo que se esperaba provocó que el precio del barril retornara a los US$48 después de estar por los US$53.

Las marchas de los trabajadores de las petroleras en Estados Unidos y el debilitamiento del dólar tras el reporte de la caída de 0,2% en los precios de los gastos personales del consumidor de este mismo país, provocaron que la cotización de los referentes WTI y Brent ganarán más de US$8 en tres días.

Y es que desde mediados de 2014 no se veía que los precios del petróleo presentaran tan buen dinamismo, pues este martes la cotización del ligero de Texas (WTI) superó los US$50 y alcanzó los US$53. Además, el referente del mar del norte (Brent) subió casi dos dólares al situarse en US$57,91.

Sin embargo, el precio del crudo una vez más desilusionó a la industria de hidrocarburos mundial. En el informe de inventarios de Estados Unidos revelado este miércoles, se conoció que las reservas de crudo aumentaron 6,3 millones de barriles frente los 3,9 millones que esperaban los expertos, indicando que en total hay 413,1 millones de unidades del producto sin vender dentro del país norteamericano.

El reporte de inventarios acortó la fiesta por los recientes repuntes del precio del petróleo, que sonrieron el pasado viernes, el lunes y el martes. Los referentes WTI y Brent pasaron de estar en US$53 y US$57, a bajar su cotización hasta los US$48 y US$53, respectivamente.

Además, las acciones de las petroleras pasaron de ser las más compradas de la Bolsa de Valores de Colombia (BVC), a ser las menos demandadas. Al cierre de esta publicación los títulos de Ecopetrol y Canacol Energy perdían 5,42% y 4,17%, cada uno. Por su parte la acción de Pacific terminó con su tendencia alcista que la llevó a valorizarse más de 60% en tan solo tres jornadas, y bajaba 11,76% al situarse en $7.500.

“El aumento de los inventarios tiene dos posibles explicaciones. Primero indica que es un producto que no se ha logrado vender porque la demanda por materias primas se ha mantenido constante. Y por otro lado históricamente se ha visto que los mismos productores optan por guardar material, con el fin de esperar un mejor precio para comerciar. Es por esto que en el corto plazo, es probable que los precios del barril siga fluctuando entre los US$40 y US$50”, explicó Juan David Ballén, analista de Casa de Bolsa.

Desde el lunes pasado los analistas concordaban que la semana estaría llena de volatilidad, y hasta el momento se ha cumplido con el pronóstico, pues el precio del petróleo ha fluctuado en un rango de más de US$5 en las últimas tres jornadas.

Pero pueden venir más choques. El analista de Alianza Valores le contó a este diario que “el reporte de desempleo de Estados Unidos, que se revelará este viernes, también puede impactar de manera importante al precio del crudo. Si el reporte es malo, esto debilitará el dólar y provocará que los referentes WTI y Brent vuelvan a subir. Pero si es positivo -y hay que recordar que en los últimos meses ha sobrepasado las expectativas-, la cotización del oro negro volvería a perder valor”.

 

 

[email protected]


 

Temas relacionados

 

últimas noticias