Maderas de talla mundial

Tras un acuerdo firmado con el Gobierno, el gremio maderero aspira a tener un millón de hectáreas forestales cultivadas en 2019 para que sean productivas.

Con mucha convicción, la abogada y administradora de empresas que comanda el gremio maderero del país desde hace cinco años le apunta a que Colombia tenga en 2019 cerca de un millón de hectáreas comerciales sembradas gracias a un acuerdo que firmaron este viernes con el Gobierno. Gran expectativa que tiene la industria, pero señala con resignación que la ilegalidad le está pasando una cuenta de cobro a los bosques, que asciende a 300.000 hectáreas deforestadas anualmente.

Alejandra Ospitia Murcia, directora ejecutiva de la Federación Nacional de Industriales de la Madera, en entrevista con El Espectador, aseguró que Colombia busca seguir la ruta que tiene Chile en materia forestal, donde esta industria aporta el 4,3% del Producto Interno Bruto.

¿Será Colombia una potencia forestal como Brasil?

Lo comparo con Chile, que tiene cinco millones de hectáreas. Tenemos espacio libre para sembrar 10 millones de hectáreas para reforestar, que son las que no se usan para cultivos alimentarios. Así podríamos llegar al nivel de Chile más o menos pronto.

Para 2014 el Gobierno se ha puesto como  meta reforestar 601.000 hectáreas, y  un millón de hectáreas comerciales plantadas en 2019. Esto es más de lo que tiene Uruguay y es la mitad de lo que hoy tiene Chile, donde el sector representa el 4,3% del PIB.

¿El país sería un potencial exportador maderero en 2020?

Creería que sí, pero de madera legal, cultivada y con todos los beneficios de producción sostenible.

¿Qué tipo de maderas se cultivarían?

Seis o siete especies. Por ejemplo teca, la madera más cara del mundo, que se demora entre 25 y 30 años en madurar. También maderas para pulpa como eucalipto, pinos, acacias y melinas. Son para construcción y para  muebles.

¿Ve claras las políticas del Gobierno en el tema forestal?

En reforestación sí, pero en la industria no. Hay que incorporar los conceptos de los entes encargados de la investigación, de la innovación y tecnología al concepto que tiene Minagricultura para fortalecer la cadena.

En cuanto a deforestación, ¿cómo está el panorama?

Le creo al Ideam cuando dice que el año pasado se deforestaron 300.000 hectáreas, no para uso industrial, sino para ampliar la ganadería expansiva y para cultivos ilícitos. Son colonos que creen que si tumban y queman el bosque, el ganadero les va a comprar el lote.

¿En qué regiones se sembraría?

En la sabana del Caribe y en el Magdalena Bajo (Atlántico, Magdalena, Cesar, Sucre, Córdoba). También en Antioquia, Cauca, Valle y Orinoquia.

¿Qué cara tendrá la industria maderera en cinco años?

Primero hay que formalizarla. No tenemos afiliadas muchas microempresas de muebles que se surten de madera ilegal proveniente del bosque nativo.

Temas relacionados
últimas noticias

La distorsión del microcrédito