Mercado cambiario se altera por el Brexit

A menos de una semana del referéndum las mediciones de la volatilidad de la libra esterlina alcanzaron niveles máximos históricos.

La volatilidad implícita a una semana de la libra frente al dólar llegó a un 49,5% el viernes. /Bloomberg.

Société Générale SA informó a sus clientes que su capacidad para proporcionar los niveles usuales de liquidez monetaria y fijación de precios podría verse limitada durante la votación del Reino Unido respecto a su pertenencia a la Unión Europea, según un memo revisado por Bloomberg.

A menos de una semana del referéndum, los mercados han tenido cada vez más dificultades para predecir el resultado final. Las mediciones de la volatilidad de la libra esterlina alcanzaron niveles máximos históricos y los operadores se están preparando para movimientos monetarios erráticos, diferenciales amplios entre cotizaciones de oferta y demanda y perspectivas de desaparición de liquidez ante cualquier perturbación. Ila Kotecha, vocera de SocGen en Londres, declinó hacer comentarios sobre la nota.

“Queremos recalcar algunas posibles limitaciones ante potenciales perturbaciones en las condiciones del mercado”, informó SocGen a sus clientes en el memo leído por Bloomberg. “Es probable que no podamos entregar los niveles usuales de liquidez y fijación de los precios en general y en los mercados electrónicos en particular. Sus pedidos podrían ser atendidos de una forma muy distinta a los niveles requeridos a causa de una posible dislocación del mercado”.

El banco “se esforzará en seguir atendiendo a sus clientes como un creador de mercado”, se lee en la nota.

Los bancos están preocupados por una reincidencia de la caótica fluctuación de divisas registrada el año pasado ante la inesperada decisión del Swiss National Bank de descartar el límite de fluctuación establecido para su moneda, lo que hizo que el franco se disparara hasta un 41% frente al euro. El hecho motivó a los operadores a buscar técnicas alternativas, como la comercialización telefónica, mientras a algunos se les dijo que se favorecerán los pedidos de los clientes en lugar de las negociaciones en sus propios libros. Firmas minoristas como IG Group Holdings y FXCM Inc. ya elevaron sus requerimientos de margen en transacciones en libras anticipándose a una mayor volatilidad.

La libra cotizó en US$1,4246 a las 12:01 en Londres. Al día siguiente del referéndum de la próxima semana, la divisa podría hundirse a su menor nivel en más de tres décadas o ascender a lo más alto de este año, según una encuesta a economistas realizada por Bloomberg. Muchos prevén una caída por debajo de US$1,35 si los británicos deciden abandonar el bloque el 23 de junio, mientras el promedio estima que, tras una victoria del statu quo, la libra repuntará hasta US$1,50.

La volatilidad implícita a una semana de la libra frente al dólar llegó a un 49,5% el viernes, la más alta hasta ahora registrada.