Motocicleta británica Royal Enfield de los tiempos de guerra llega a Colombia

La compañía abrió concesionarios exclusivos en Bogotá y Medellín, con planes para abrir dos más este año en Colombia

Exhibición en el Royal Enfield concesionario insignia de la compañía en Gurgaon, India.Bloomberg News

Las tropas británicas se lanzaron en paracaídas a la batalla, con la moto Royal Enfield, durante la Segunda Guerra Mundial. En estos días, el propietario indio de la marca de 122 años de antigüedad quiere reinventarla para atraer a los corredores profesionales urbanos, desde París a Bogotá.

Eicher Motors Ltd., que adquirió Royal Enfield un siglo después de que la compañía fuera fundada en 1893, planea añadir hasta un 50 por ciento de la capacidad este año, dijo Rudratej Singh, presidente de la unidad de motocicletas, en una entrevista. Ello permitiría a la compañía realizar hasta 450.000 motocicletas al año, para atender la creciente demanda en la India y en los mercados de ultramar, incluyendo Colombia, dijo.

Royal Enfield tiene un atractivo de culto entre los aficionados al motociclismo, que se sienten atraídos por su tradición y la facilidad de manejo y reparación. Para aprovechar estos seguidores, la compañía abrió concesionarios exclusivos en Bogotá y Medellín, con planes para abrir dos más este año en Colombia. Estos puntos de venta también contarán con ropa y accesorios, como parte de un plan para proyectar una imagen de estilo de vida, con planes para abrir más tiendas en Londres, París y Madrid.

"Estamos presentes en 40 mercados, pero la experiencia va más allá de la disponibilidad del producto", dijo Singh en Bombay, después de que dio a conocer un modelo de edición limitada, parecido a aquel montado por las tropas británicas durante la Segunda Guerra Mundial. "Con nuestra ropa y accesorios estamos dando acceso a una gran cantidad de personas que pueden o no estar listas para una motocicleta".

La compañía invertirá 5.000 millones de rupias (US$79 millones) este año en terrenos para una nueva fábrica, mejorando un máximo de 480 puntos de venta, y en su centro técnico en el Reino Unido, dijo Singh. Este año, también se decidirá cuándo establecer una nueva fábrica, que tardará unos 11 meses en estar lista, dijo.

Royal Enfield planea dar a conocer dos nuevas plataformas ya en el próximo año, de modo de poder ofrecer más modelos. Las motos actuales se basan en gran medida en la Bullet, que se dio a conocer por primera vez en 1932. "En un mundo donde los productos tienen una obsolescencia planificada, nos esforzamos para lograr una longevidad determinada", dijo Singh.