Nuevas medidas del Gobierno para cafeteros y agricultores

El ministro Aurelio Iragorri indicó, sin embargo, que las medias no tiene como propósito conjurar el paro agricultor, ya que este sólo tiene fines electorales.

El ministro del Interior, Aurelio Iragorri, explicó este martes las medidas adoptadas por el Gobierno Nacional para responder a algunas quejas de los cafeteros y agricultores, quienes anunciaron paro nacional para el próximo 28 de abril.

“Había un grupo de personas, más de 135 mil cafeteros, que aseguraban que no se les había cancelado el PIC de 2013 por sus ventas. Sin embargo, logramos comprobar que son solo 74 mil caficultores a quienes se les adeuda. Por ello, en las próximas semanas, la Federación Nacional de Cafeteros tendrá que cancelar la deuda”, manifestó.

Y aclaró que la espera para tomar la decisión se sustenta en que las autoridades revisaron factura por factura y se encontró que en algunas, la mayoría, hay información falsa en la cantidad de café vendido, que es lo crucial al momento de pedir el subsidio del Gobierno. Dichas denuncias ya están en la Fiscalía General de la Nación, porque “solo pretendían tumbar al Estado”.

Igualmente, dijo que el operador tendrá que responder por qué no canceló el PIC a los cafeteros que sí llenaron la solicitud de manera completa y veraz.

La segunda medida pretende beneficiar a los agricultores congelándoles las deudas. “Campesinos que no toman créditos con el Banco Agrario sino con la banca privada -y por lo tanto no tenían beneficios- se podrán beneficiar con el congelamiento de la deuda”, indicó.

Quienes se favorecerán serán quienes tengan deudas menores de 20 millones de pesos. El Fondo Nacional de Solidaridad Agropecuaria, Fonsa, comprará el crédito a la banca privada, a petición del deudor. Con esto el agricultor quedará inmediatamente fuera del registro de deudores del sistema financiero, no se le podrán embargar sus bienes como parte de la deuda y quedará congelados los intereses por un tiempo de tres años. “Esto lo que le permite al campesino es tener oxígeno para seguir cultivando y luego sí pagar la deuda”.

Para el ministro del Interior, dichas medidas no tienen como propósito conjurado el paro anunciado por el sector agricultor, ya que el Gobierno viene planteando estas estrategias desde días atrás. “Llevamos 240 días en esto, no hemos reunido 310 veces. El anuncio de paro estaba programado hace tres meses”, expresó en diálogo con Blu Radio.

Agregó que “pareciera que quienes están promoviendo el paro lo hacen con fines electorales, no hay otra razón. Como la decisión de marchar es política, no estoy seguro que se conjure el paro”. Sin embargo, Iragorri dijo no conocer qué sector político estaría detrás del paro. “Cuando lo sepa saldré y lo denunciaré”.

 

Temas relacionados