Precios de gasolina e incentivos elevan en EE.UU. ventas de autos en febrero

De los principales fabricantes de automóviles, solo General Motors (GM) y Volkswagen terminaron el mes con retrocesos en la demanda.

Las previsiones de los analistas se cumplieron y las ventas de automóviles en Estados Unidos se dispararon en febrero gracias a los bajos precios de la gasolina, los incentivos de los fabricantes y la fuerte demanda del mercado por todocaminos y todoterrenos.

Los analistas habían previsto que en febrero se venderían al menos 1,35 millones de automóviles nuevos, un 8 % más que hace un año, y el mercado les dio la razón, con fuertes aumentos de la demanda de los principales fabricantes de automóviles.

De los principales fabricantes de automóviles, solo General Motors (GM) y Volkswagen terminaron febrero con retrocesos en la demanda.

GM achacó su descenso del 1,5 % de las ventas a su reducción "planificada" de las entregas de vehículos para flotas, un mercado que es menos rentable que las ventas a particulares.

En el caso de VW, el fabricante alemán sigue profundamente afectado por el escándalo de los motores trucados y la suspensión de las ventas de vehículos diésel.

Ante este panorama, las ventas de Volkswagen cayeron un 13,1 % y se situaron en 22.321 vehículos. El único motivo de esperanza para VW es que las ventas del todocaminos Tiguan aumentaron un 78,4 % y se situaron en 3.245 unidades.

Mark McNabb, director de operaciones de Volkswagen en Estados Unidos, dijo en un comunicado que están "satisfechos con el aumento de las ventas a particulares en febrero, gracias a vehículos como Tiguan".

"Aunque las ventas globales se redujeron debido al carácter estacional de las ventas de flotas, estamos animados por la actividad en los concesionarios durante el mes", añadió McNabb.

Pero VW está lejos de solventar sus problemas en Estados Unidos. Todavía no ha encontrado una solución para los centenares de miles de vehículos que circulan en el país con motores trucados que contaminan varias veces por encima del límite y ahora se enfrenta a una fecha límite impuesta por un juez.

La semana pasada el juez Charles Breyer de San Francisco ordenó a VW a presentar antes del 24 de marzo una solución que arregle sus vehículos diésel trucados. Y en enero, el Departamento de Justicia de Estados Unidos presentó una demanda contra VW por valor de hasta 46.000 millones de dólares por el trucaje de los motores.

GM, el principal fabricante de automóviles, también achacó su caída en febrero, mes en el que vendió un total 227.825 automóviles, al descenso en las ventas de flotas.

El fabricante dijo en un comunicado que redujo sus entregas a compañías de alquiler un 39 % en febrero.

"Nuestra estrategia es simple: aumentar la rentable cuota del mercado de particulares a la vez que mantenemos la disciplina con los niveles de inventario y el gasto en incentivos. Todo ello mientras reducimos las entregas a compañías de alquiler", explicó Kurt McNeil, vicepresidente de Ventas de GM.

Mientras, las ventas de Ford aumentaron un 20 % en febrero, hasta 217.192 vehículos, y las del grupo Fiat Chrysler (FCA) un 12 %, para alcanzar 182.879 unidades.

En todos los casos, los fabricantes se beneficiaron del fuerte apetito del mercado por todoterrenos y todocaminos (SUV).

La "fuerte demanda (mantenida) por nuestros vehículos Jeep impulsó la marca a su mejor mes de ventas en la historia, lo mismo que las camionetas y furgonetas Ram", dijo Reid Bigland, vicepresidente de Ventas de FCA en Estados Unidos.

"En conjunto, FCA tuvo su mejor mes de febrero en 10 años y nuestro 71 mes consecutivo de aumentos de las ventas con respecto al mismo periodo del año anterior", añadió.

El grupo Toyota también ganó en febrero, un 5,2 %, gracias a las ventas de todocaminos, con el aumento del 16,3 % de las entregas del RAV4 y del 32 % del 4Runner.

Por detrás de los cuatro principales fabricantes, la tónica fue de generalizados aumentos.

El grupo Honda (Honda y Acura) vendió 118.986 vehículos, un aumento del 12,8 %, mientras que Nissan (Nissan e Infiniti) ganó un 10,5 % con 130.911 unidades.

Audi, integrada en el Grupo Volkswagen, aumentó sus ventas un 2,3 % hasta los 11.718 autos.

Mientras, su competidor BMW cayó un 10,7 % con 22.498 vehículos y el grupo Mercedes-Benz (Daimler Vans, smart y Mercedes) vendió 25.632 unidades. 

 

últimas noticias