Producción industrial española cae en 2013 por tercer año seguido

El retroceso de 2013 fue sin embargo menos pronunciado que los registrados en 2012.

La producción industrial española retrocedió una media de 1,7% en 2013 respecto a 2012, registrando su tercer ejercicio consecutivo en rojo pese a una reactivación a finales de año, según datos anunciados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Salvo una ligera alza en 2010 (+0,8%), la producción industrial de la cuarta economía de la Eurozona, calculada descontando los efectos estacionales y de calendario, no dejó de caer desde 2008, año del estallido de la burbuja inmobiliaria coincidiendo con el inicio de la crisis financiera internacional.

El retroceso de 2013 fue sin embargo menos pronunciado que los registrados en 2012 (-6,6%) y sobre todo en 2009 (-15,6%).

En un momento en que España acaba de salir de dos años de recesión, se vislumbra una tímida mejora desde septiembre, mes en el cual la producción industrial volvió a pasar a verde tras dos años de caídas ininterrumpidas.

En diciembre, este indicador, también sin tener en cuenta efectos estacionales y de calendario, progresó un 1,7% interanual, después de haber avanzado 2,4% en noviembre.

En el último mes del año, el sector de los bienes de equipo, que incluye por ejemplo la fabricación de maquinaria, de elementos metálicos para la construcción o de piezas para vehículos, fue el que más subió, un 2,8% respecto a diciembre de 2012.

Por el contrario, la producción de bienes de consumo duradero (muebles, viviendas, electrodomésticos...), único sector en rojo, tuvo una caída de 9,1% interanual.

Los bienes no duraderos, incluida la fabricación de alimentos y la conservación de frutas y verduras, registró una alza de 2,2%.

El sector de la energía (producción, transporte y distribución de energía, refinado de petróleo) creció un 0,7%.

España tuvo en el tercer trimestre de 2013 un tímido crecimiento de 0,1% del PIB, seguido de un alza de 0,3% en el cuarto trimestre.

Esta reactivación sigue sin embargo siendo insuficiente para crear empleo. El desempleo sigue cerca de su récord histórico, con 26,03% a finales de diciembre, hundiendo el consumo de los hogares, lo que debilita a las empresas.

Según cifras publicadas el jueves por el INE, las empresas y familias que se declararon en quiebra en España aumentaron un 6,5% en 2013, alcanzando la cifra récord de 9.660.

 

 

últimas noticias