Reforma pensional no busca 'estatizar el sistema': Mintrabajo

Sugieren que el Gobierno posponga la presentación del proyecto hasta obtener mayor socialización.

Una argumentada defensa del proyecto de reforma pensional que pronto será llevada al Congreso de la República, hizo el ministro de Trabajo, Rafael Pardo, para responder a los críticos que han sugerido que la iniciativa busca estatizar el sistema pensional y no responde a las necesidades de la población trabajadora del país.

En el sexto congreso de Asofondos, el responsable de la política laboral en el país, fue enfático en afirmar que el proyecto “busca fortalecer el régimen de prima media” con lo cual responde a quienes han pedido con vehemencia el marchitamiento del sistema que administra el Estado.

Pardo reiteró que de ninguna manera la iniciativa busca “una estatización en ningún sentido, del sistema pensional”.

Poco a poco el ministro sigue destapando a cuenta gota, el proyecto del cual están pendientes los fondos de pensiones privados y los miles de trabajadores activos, de los cuales apenas una porción muy pequeña puede acceder a la jubilación.

Antes el presidente de Asofondos, el gremio que agrupa a los fondos de pensiones privadas, Santiago Montenegro, había exteriorizado muchas dudas sobre los estudios técnicos en los cuales se ha basado el gobierno para darle forma a una propuesta que no ha salido a la luz en su totalidad. “No quedo contento con lo que nos han mostrado”, remarcó Montenegro.

El dirigente gremial dice que su sector está preocupado por la presentación del proyecto sin que se tengan estudios técnicos de la propuesta. Y dejó entrever que lo mejor sería que se pospusiera la presentación del proyecto, en lo cual coincide con las organizaciones sindicales que siempre han hecho el mismo pedido.

El presidente de la Federación Internacional de Administradoras de Fondos de Pensiones (FIAP) Guillermo Arthur, invitado al evento de Asofondos, recordó que la socialización de la iniciativa que se aprobó en Chile congregó a los distintos estamentos sociales del país, quienes durante cerca de un año discutieron el proyecto y los enriquecieron. Esa enseñanza podría ponerse en práctica en Colombia, comentó uno de los asistentes que lidera uno de los fondos.

Pardo insiste en que no se quiere sorprender a nadie con la reforma y que se busca “un sistema pensional, legítimo, un sistema que la gente sepa a qué atenerse y sobre todo que quienes son actores del sistema o toman las decisiones, como los congresistas, sepan que es una discusión abierta que busca que haya más colombianos que se pensiones. Que sea más fácil pensionarse”.

El ministro reitera que la iniciativa tiene entre sus objetivos centrales acabar con los “tremendos rasgos de inequidad que tiene el sistema de prima media actual y que las finanzas públicas sean capaces de sostener un sistema como el que se propone”.

Características

El sistema propuesto por el Gobierno del presidente Santos insiste en mantener el régimen de prima media y extenderlo fortaleciéndolo. No aumentar la edad de pensión y ofrecer alternativas de ingresos para la vejez.

“La idea es que de la cotización, la porción de salario mínimo se contabilice como régimen de prima media y la otra superior al salario mínimo se cuente como cuenta de ahorro individual”, dijo Pardo al explicar que esta propuesta tiene un efecto de igualdad.

En régimen de prima media, hoy día a mayor pensión mayor subsidio. En la propuesta del Gobierno, todas las personas recibirán el mismo subsidio porque este beneficio estará atado al salario mínimo. Para cada pensión de salario mínimo el subsidio es, en promedio, de 87 millones de pesos.

Para el ministro de Trabajo es importante tener en cuenta que la propuesta contempla una sola pensión con dos componentes: uno fijo garantizado por el Estado (salario mínimo) y uno variable que es producto del ahorro de la persona. “El decir que es una sola pensión implica que la porción sobre el ahorro individual no está sometida a la restricción de indexación en salarios mínimos, sino en rentabilidad y el IPC (Índice de Precios al Consumidor). La porción por encima del salario mínimo sube sobre rentabilidad y se indexa, cuando se otorgue la pensión, sobre un parámetro desligado del salario mínimo”, destacó el ministro de Trabajo, Rafael Pardo.

El funcionario recordó que este año llegó a la edad de pensionarse cerca de 305.000 personas, de los cuales solicitaron pensión 158.000 y no lo hicieron 146.000. Dentro del grupo que solicitaron pensión están los que tenían un tiempo suficiente cotizado o un capital en el sistema pensional. “Esto es lo que pretende corregir la reforma de 305.000 (que llegaron a edad de pensionarse) solo reciben pensión efectivamente 68.000 personas. De las 158.000 que piden pensión se le niega a 90.000 y se le niega porque no tienen las semanas requeridas o no alcanzan el capital necesario”, dijo el ministro de Trabajo.

Las cifras mostradas por el ministro en el debate organizado por Asofondos en su congreso, indican que entre las 146.000 personas que no solicitan pensión y las 90.000 a quienes se les niega, “es donde está el drama del sistema pensional”.

Para solucionar este drama, el Gobierno propone la alternativa de Beneficios Económicos Periódicos (BEP). Además hay otras propuestas: la pensión familiar, que la estableció el Congreso, mecanismo de cotización retroactiva y de compra de semana.

Temas relacionados

 

últimas noticias

Claves para aumentar la empleabilidad