Rusia corta suministro de gas a Ucrania

Los rusos dicen que están dispuestos a reanudarlas, pero sólo cuando les paguen los US$4.500 millones que hoy están en litigio.

Fuentes oficiales aseguraron que Ucrania tenía almacenados casi 14.000 millones de metros cúbicos de gas. / EFE

Rusia interrumpió el suministro de gas a Ucrania, escalando la larga disputa por el combustible, que ha añadido una dimensión económica a la hostilidad política entre los dos países.

Alexei Miller, el director ejecutivo de Gazprom, la proveedora estatal de gas, y Alexander Novak, el ministro de Energía, acusaron a Ucrania de no mostrar ninguna voluntad de hacer concesiones. “De hecho, realmente no pudimos discutir el tema porque Ucrania insistió en una sola posición”, dijo Miller durante una rueda de prensa, refiriéndose a varias rondas recientes de negociaciones dirigidas a resolver el impasse.

Miller dijo que Gazprom estaba dispuesta a reiniciar las conversaciones con Kiev sobre el tema del gas si Ucrania pagaba los US$4.500 millones que la empresa dice que le debe a Rusia. Gazprom presentó una queja contra Ucrania en la Corte de Arbitraje de Estocolmo por la deuda. Miller añadió que no excluía la posibilidad de presentar más demandas contra Naftogaz, la compañía de energía estatal de Ucrania. Desde allí se sostiene que Gazprom está inflando el precio del gas que recibe.

Andriy Kobolyev, el director de Naftogaz, le dijo al gabinete de Ucrania que Gazprom redujo los suministros el lunes a las 10 de la mañana, hora local. “Los únicos volúmenes que llegan son aquellos que Gazprom transporta a Europa”, dijo.

Vahram Chuguryan, de Eurostream, la compañía de gas eslovaca, dijo que no se había registrado ninguna reducción en la presión o el suministro de gas a la Unión Europea en Velke Kapusany, el punto en el que cuatro gasoductos entran al bloque desde Ucrania. Aproximadamente 15% de los suministros de gas entran por este país.

El colapso de las conversaciones se da al tiempo que aumentan las tensiones entre Kiev y Moscú, luego del asesinato de 49 miembros de las fuerzas armadas a manos de separatistas durante el fin de semana, el ataque más grave por parte de los rebeldes desde que el Gobierno comenzó a tratar este problema con firmeza, en abril.

La semana pasada, Kiev acusó a Rusia de permitir que los tanques y la artillería pesada cruzaran la frontera con Ucrania y cayeran en manos de los separatistas. La OTAN publicó fotografías durante el fin de semana que insinuaban que los tanques que se habían visto en la región Dyakovo eran tanques de combate rusos T-64 sin marcas. Rusia negó que los tanques hubiesen cruzado la frontera.