Se mantiene al alza confianza de consumidores en economía

La disposición a comprar vivienda y automóvil se redujo en comparación con un año atrás, dice la encuesta de Fedesarrollo.

Archivo

La confianza del consumidor en la economía muestra una consistente mejoría, en el primer mes de 2014, de acuerdo con la encuesta de Fedesarrollo.

En medio de los positivos resultados, el muestreo registra una débil disposición para la compra de vivienda y de automóvil. Sorprende el poco interés por la adquisición de vivienda en momentos en que el Gobierno busca estimular el negocio extendiendo el programa de subsidio a la tasa de interés 

Dice el informe de Fedesarrollo que en enero, la confianza del consumidor aumentó por quinto mes consecutivo, ubicándose en un nivel mayor al expuesto a comienzo de 2013. Pese al avance aún no se logran los niveles de confianza de inicios de 2012 que fue de 32,7%, cuando la economía estaba creciendo por encima de su potencial, advierte el estudio.

Destaca que el comportamiento fue favorable a la comprar bienes muebles y electrodomésticos, pero que la disposición a comprar vivienda y automóvil se redujo en comparación con un año atrás.

El liderazgo de las condiciones económicas en el último año es consistente con la importante reducción de 0,8 puntos porcentuales en la tasa de desempleo nacional entre 2012 (10,4%) y 2013 (9,6%), y con la disminución del desempleo en los jefes de hogares al 4,5% a cierre de 2013, dice Fedesarrollo.

En este primer mes del año, Barranquilla fue la única ciudad donde la confianza de los consumidores disminuyó 5,9 y 3,9 puntos frente a diciembre y enero de 2013, respectivamente. 

En enero, el nivel socioeconómico alto concentró el progreso de la confianza de los hogares con respecto al cierre de 2013, mientras que en la comparación anual compartió el jalonamiento de la confianza con el nivel socioeconómico bajo.

La disposición a comprar bienes muebles y electrodomésticos mejoró de forma sustancial en el agregado de las cuatro ciudades entre diciembre de 2013 y el primer mes del año que comienza. Barranquilla sigue siendo la excepción.

En enero, las respuestas al cuestionamiento sobre si es buen o mal momento para comprar bienes como muebles y electrodomésticos, frente a los resultados del mes inmediatamente anterior, muestran un progreso de 5 pps en el conjunto de ciudades, con un retroceso en el balance de Barranquilla (3 pps).

La disposición a comprar vivienda se deteriora significativamente en todos los estratos socioeconómicos y en Bogotá, Medellín y Cali, precisa el informe de prensa de Fedesarrollo.

En enero de 2014, el balance sobre la disposición a comprar vivienda mostró un notable retroceso respecto al mismo mes de 2013 en el agregado de las cuatro ciudades, aunque en Barranquilla se registró un progreso de 5,2 pps.

La disposición a comprar vehículo se deterioró tanto en la comparación intermensual como interanual en las cuatro capitales contempladas.