¿Qué tan china es la Disneylandia de Shanghái?

Al final, lo más chino que hay en el parque son sus visitantes. Después de intensos estudios de mercado, el complejo fue construido para darles a los consumidores lo que querían.

La mayoría de los artículos parecían ser iguales a los que se puede adquirir en otras tiendas Disney. /Bloomberg.

Antes de que Disneyland Shanghái abriera sus puertas al público el 16 de junio, su presidente Bob Iger declaró que el parque de US$5.500 millones tendría un “distintivo toque chino”.

“No hemos construido Disneylandia en China, hemos construido la Disneylandia de China”, dijo antes del gran día.

Además de la señalización y los anuncios en mandarín, ¿qué tanto de experiencia china ofrece Disneylandia Shanghái a sus visitantes?

Primeras impresiones

Ingresando al parque, bajo los ojos vigilantes del reloj de Mickey Mouse, mi primera impresión fue que bien podía estar en Disneylandia de California, Tokio o Hong Kong. Mickey, el pato Donald, Peter Pan y Winnie the Pooh recibían a los visitantes y posaban para las instantáneas.

Hermosos jardines y un primer vistazo al castillo del Magic Kingdom más grande de la historia, gritaban “Disney” a toda voz. Pero no había nada que me hiciera pensar “Ah, pero con un giro asiático”.

Los juegos

Siete de los 15 espectáculos que conté en el mapa son nuevos. Con semejante estadística, daba para pensar que se tenía la perfecta excusa para introducir alguna temática china. Pero no. Los Piratas del Caribe se destacan como una maravilla de la ingeniería de los efectos especiales, mientras que el Tron, exclusivo de Shanghái, un viaje emocionante en motocicleta a través de un oscuro mundo digital, se basa en la película de 1982 protagonizada por Jeff Bridges, y prácticamente desconocida en China.

La única película animada de Disney basada en una historia china, “Mulan”, que cuenta la historia de una mujer guerrera china, no tiene ni juego propio ni show con escenario. El personaje aparece como una estatua y también en una hermosa carroza en el desfile de personajes, pero un buen juego o espectáculo habría sin duda añadido identidad china al parque.

Los elementos chinos son definitivamente más frecuentes en los shows, aunque la temática es estrictamente Disney. El exigente espectáculo de Tarzán está a cargo de una troupe de acróbatas chinos, que lo ejecutan casi sin cables. En el musical del rey León, cantado en mandarín por primera vez, el Rey Mono y otros personajes aparecen vestidos con atuendos de la ópera china para atraer a la audiencia asiática.

La comida

El parque posee un restaurante y casa de té chino, bellamente construido en estilo tradicional, donde recrean platos típicos chinos.

Pero fuera de eso, en otros lugares del parque y lamentablemente, muchas de las ofertas chinas como los fideos fritos y similares, no eran buenos.

Compras

La mayoría de los artículos parecían ser iguales a los que se puede adquirir en otras tiendas Disney. Pero había unas pocas sorpresas exclusivas de Shanghái, como Mickey y Minnie vestidos con trajes de boda en rojo tradicional.

Entonces ¿qué tan china es Disneyland Shanghái?

Al final, lo más chino que hay en el parque son sus visitantes. Después de intensos estudios de mercado, el complejo fue construido para darles a los consumidores lo que querían. Esto habla más sobre los gustos y deseos de las personas que sobre las ideas preconcebidas sobre su cultura tradicional. Si esto es así, el sueño que el Presidente Xi Jinping está promoviendo apunta a un futuro con menos dragones danzantes y fuegos artificiales y más tiempo ocioso y dinero para gastar.

Temas relacionados