Tasa de morosidad de bancos españoles en su máximo nivel

La morosidad, sobre todo de préstamos inmobiliarios susceptibles de impago, se elevó en julio a 124.720 millones de euros.

La tasa de morosidad en los créditos de los bancos españoles aumentó de nuevo el pasado mes de julio, alcanzando su nivel más alto desde febrero del año 1995, según los datos publicados este lunes por el Banco de España.

La morosidad, sobre todo de préstamos inmobiliarios susceptibles de impago, se elevó en julio a 124.720 millones de euros, un 6,94% del total de los créditos concedidos por la banca española.

En el mes de junio, los préstamos dudosos llegaron al 6,69%, porcentaje revisado al alza por el Banco de España, que inicialmente lo situó en el 6,42%.

Indicador clave de la salud del sector bancario español, la tasa de morosidad, que sólo era del 3,37% a finales del año 2008, se deterioró notablemente desde entonces, tras explotar la burbuja inmobiliaria y sumergirse la economía española en la recesión durante 18 meses.

Para tranquilizar a los mercados, España lanzó un vasto plan de reestructuración del sector bancario y decidió imponerle ratios de solvencia más elevados. Sin embargo, como la venta de viviendas sigue bajo mínimos, los activos inmobiliarios de los bancos pierden valor constantemente.

Ejemplo del riesgo creciente que representan esos activos, la caja de ahorros en dificultades Caja Mediterráneo (CAM) anunció a principios de septiembre que su tasa de créditos dudosos era de nada menos que el 19%.

Temas relacionados