Tras una fórmula 'magistral'

El usuario sabrá cuánto de lo que paga por un galón de gasolina al tanquear va a Ecopetrol, a impuestos o la sobretasa de combustibles que reciben las regiones por el consumo.

Los colombianos esperan que se reduzca el precio de la gasolina. / Archivo

Mientras los colombianos esperan que el Congreso de la República expida alguna ley que permita que baje el precio de la gasolina, el Gobierno ultima los detalles de lo que será la fórmula ‘magistral’ para fijar los precios de los combustibles.

Los primeros elementos de esta herramienta señalan que la fórmula será simplificada y que su aplicación estará al alcance del ciudadano de a pie. “Cuando vaya a una estación de servicio, sabrá cuánto le paga a Ecopetrol y cuánto paga por impuestos”, explicó el ministro de Minas y Energía, Amylkar Acosta.

Es decir, que el valor del galón de gasolina se discriminará para que el usuario identifique a dónde va cada centavo que paga.

Pero mientras se ajustan los números de la fórmula, el senador Luis Fernando Velasco le pidió al ministro buscar una opción para que el precio de la gasolina esté por debajo de los $8.000. Hoy el precio de referencia para noviembre es de $8.365,49.

El Gobierno tiene claro que en la nueva fórmula, que se presentará el próximo martes, los ajustes no sacrificarán la política central que ha regido durante varios años.

De otro lado, el viceministro de Energía, Orlando Cabrales, señaló que el proyecto mantiene el costo de oportunidad, es decir, el precio al cual Ecopetrol puede vender sus productos en el mercado internacional, lo que significa que los ingresos como productor se mantendrán ligados al precio de paridad internacional.

Cabrales recalcó que no tocarán los recursos que reciben los entes territoriales por la venta de combustible a través de la sobretasa.

Hoy los técnicos de los ministerios de Hacienda y Minas y Energía se reúnen para definir una alternativa que permita mantener el ahorro que alimentaba el Fondo de Estabilización de Precios de los Combustibles, mecanismo de recaudo que fue declarado inexequible por la Corte Constitucional hace un par de meses.

Estos dineros recaudados se usan para evitar que el precio de la gasolina se desborde hacia arriba o hacia abajo. Es la diferencia entre el precio internacional y el costo de referencia local. Cuando el precio internacional es más bajo que el local, se usa para alimentar el Fondo.

Pero más allá de una fórmula sencilla, el Gobierno busca alternativas eficientes que permitan recortes en la cadena.

De otro lado, el presidente de Ecopetrol, Javier Genaro Gutiérrez, señaló que con la modernización de las refinerías de Barrancabermeja y Cartagena se podrá contribuir a la eficiencia y productividad, que sin duda se reflejará en el precio y calidad de los combustibles. Por ahora seguirá el acuartelamiento para terminar la fórmula ‘magistral’.

 

 

últimas noticias