Se defienden asegurando que no existe proselitismo

Denuncian que tres rectores en Jericó estarían aliados con AngloGold

Alcalde y opositores del proyecto minero Quebradona, que se desarrollaría en este municipio antioqueño, señalan que funcionarios estarían promocionando beneficios de la empresa en las aulas. Secretaría de Educación investigará el caso.

Se espera que a final de año Anglo Gold Ashanti solicite licencia ambiental para desarrollar su proyecto Quebradona, que pretende mover anualmente más de 6,2 millones de toneladas de oro, cobre y plata. Mauricio Alvarado - El Espectador

El alcalde y varios habitantes de Jericó, en el suroeste antioqueño, se niegan a la minería. Su negativa es un obstáculo para la empresa sudafricana Anglo Gold Ashanti, que desde hace 12 años explora el territorio con miras a explotar cobre, oro y plata. Mientras la compañía promete beneficios para el municipio con su proyecto Quebradona, para el que próximamente solicitará licencia ambiental, la ciudadanía insiste en que prefieren la vida y el bienestar de la tierra. En medio de esa discusión apareció una denuncia publicada hace quince días por Caracol Radio. Se trata de un posible nexo entre la multinacional y tres rectores de colegios de este municipio. (Lea: Alcalde de Jericó, Antioquia, suspende actividad minera de Anglogold Ashanti)

La noticia es que, a raíz de esos acercamientos, la Secretaría de Educación de Antioquia ordenó el traslado de Didier Alberto Vélez Velásquez, rector del colegio Liceo San José, y de José Bernardo Vélez Villa, a cargo de la Normal Superior de Jericó. Para el rector del colegio San Francisco de Asís, Guillermo León Suárez Correa, aún no se anunciaban medidas. Aunque la noticia ha sido presentada así, Néstor David Restrepo Bonnett, secretario de Educación de Antioquia a cargo del tema, explica que estos traslados responden a una rotación generalizada de los rectores con el fin de oxigenar las instituciones educativas. Pero el traslado de ellos tres está suspendido por la denuncia.

El pecado, según informó el medio, habría sido permitir que AngloGold Ashanti realizara “actividades informativas con los estudiantes del colegio, sobre los beneficios del proyecto minero para este municipio del suroeste, y habría tomado algunas imágenes de los menores para la publicidad del proyecto”.

Detrás de esta denuncia, explicó Jairo Alberto Duque, secretario de Educación de Jericó, existe una inconformidad por parte de algunos padres de familia. “Porque la minera está llegando con unos proyectos educativos a los colegios, cuando eso lo debería hacer directamente el gobierno departamental y no una agencia extranjera. La minera anda en busca de un convencimiento social. Eso lo que hace es fracturar la sociedad para generar ese tipo de controversias”, sostuvo el funcionario.

Tal inconformidad fue presentada ante la Secretaría del departamento por el alcalde de Jericó, Jorge Pérez Hernández, y el coordinador de la Mesa Ambiental del municipio, Fernando Jaramillo. El primero se encuentra en vacaciones hasta mitad de agosto por eso no pudo dar declaraciones a este periódico. De acuerdo con el segundo, los tres rectores, que antes eran opositores al proyecto minero en la región, cambiaron de parecer hace tres años. Según él, en noviembre de 2016 los tres fueron invitados por la compañía a Brasil con el fin de conocer un proceso minero. (Le puede interesar: Corantioquia dio permiso para que continúen las exploraciones mineras en Jericó, Antioquia)

Luego de esto circuló en las instituciones mencionadas un formulario. La idea era que los padres de familia autorizaran con su firma a Anglo Gold Ashanti para usar como publicidad de su proyecto fotografías y videos en los que aparecen los menores. Para Jaramillo, “esto significa colocar a los niños como una mercancía publicitaria para la empresa. De hecho, el formulario advierte que los padres tienen derecho a una reclamación económica. Esto no es fácilmente comprensible para familias campesinas, por eso notificamos el caso a la Secretaría de Educación de Antioquia”.

Eso no es todo. “Los hijos de los opositores al proceso, que es la mayoría de la población, han recibido cierta discriminación por parte de algunos educadores. Lo que no ha sido controlado por parte de las directivas”, explicó el coordinador de la Mesa Ambiental.

Mauricio Londoño, padre de dos estudiantes de la institución San Francisco de Asís en la vereda Palocabildo, insiste en que el acoso es real: “Los profesores dicen que no le reciben nada a la empresa minera, pero les permiten hacer eventos en los colegios. Les dicen a los niños que reciban los útiles, almuerzos y lápices que ofrece Anglo Gold Ashanti”. Para él, la intención de la minera con eso es comprar conciencias. “Porque así se están comprando a la gente por aquí. Les hacen fiestecitas, sancochadas, les dan un adobe, una teja”, aseguró el agricultor.

Otro de los padres de familia de este mismo colegio, quien prefirió el anonimato, contó que hace un mes la profesora de sociales de su hijo, que cursa noveno, puso al grupo a exponer sobre el tema minero. “La maestra encaró a unos compañeritos de él que expusieron sobre la degradación ambiental. Les preguntó: ‘¿Explíqueme qué es eso tan malo que hacen?’. Ellos le dijeron que eso generaba hundimientos en la tierra, contaminaba las aguas y traía problemas sociales. Entonces ella le dijo a todos que alzaran la mano los que pensaban lo mismo para traer un geólogo de la multinacional que les explicara el tema, porque eso era un desarrollo para la comunidad”, relató el hombre, quien asegura que el hecho desencadenó burlas en contra de los hijos de los opositores al proceso.

El rector de ese colegio, Guillermo León Suárez, quien es uno de los denunciados, aclara que el viaje a Brasil fue organizado por la Asociación Colombiana de Minería y no por la empresa. Declara que él, al igual que los otros rectores, han autorizado intervenciones de Anglo Gold Ashanti en la institución, así como lo ha hecho con otras empresas que desarrollan programas educativos, recreativos y culturales, como Confama, Comfenalco y la Fundación Secretos para Contar. “Estos son programas de apoyo a pruebas externas, programas a estudiantes con necesidades educativas especiales y cursos con un profesor de inglés en la cabecera municipal de Jericó. Pero no permitimos que haya proselitismo o propaganda a favor de la minería o de la empresa como tal, sino que buscamos el bien superior del niño”, sostuvo el rector, que tiene a cargo de 525 estudiantes.

La multinacional coincide con Suárez. De acuerdo a un comunicado recibido por El Espectador, Anglo Gold Ashanti apoya en las tres instituciones con programas de formación en iniciación musical, bilingüismo, preparación de pruebas Saber y refuerzos académicos. “También trabajamos en prevención del embarazo en adolescentes y en teatro. Tenemos un total de 850 estudiantes beneficiados. Sin embargo, la compañía no incide en las decisiones de los padres de familia y alumnos. Eso, además de falso, sería una ofensa contra esas personas”, afirman. Son enfáticos en decir que en estos programas no hablan de minería y no hacen socialización del proyecto Quebradona en los colegios de Jericó. (Puede leer: Minera Anglogold Ashanti venderá parte de sus proyectos exploratorios en Colombia)

El detonante de la denuncia, según el secretario de Educación de Antioquia, fue anunciar los traslados, lo que despertó sinsabores en la comunidad y a nivel interno en el municipio. “Yo hablé con cada uno de los rectores y con el alcalde, y la decisión que se tomó fue suspender los traslados hasta revisar a fondo qué pasa en los colegios. Así será hasta que inspección y vigilancia visite las instituciones e investigue bien el caso. Incluso el caso de la profesora de sociales, que también fue reportada por la ciudadanía. Pero la relación o no que tengan los rectores con Anglo Gold no es de competencia de la Secretaría”, explicó Restrepo Bonnett y agregó que la empresa minera hace parte de los actores de la educación del municipio.

Por ahora, no hay novedad. Se espera que las autoridades desentrañen si existe o no injerencia de esta compañía minera dentro de los colegios de Jericó. De comprobarlo, la situación sería “sin duda, un caso de corrupción con grave perjuicio para la comunidad”, como señala Julián de Zubiría, consultor en educación. Según el experto, “los profes y los rectores debemos impulsar el debate y la diversidad de miradas. Si los colegios se hipotecan a las empresas y aceptan sus regalos, muy seguramente las instituciones educativas pierden libertad y autonomía. Por eso, no puede aceptarse que un rector reciba beneficios de una multinacional, porque al hacerlo tenderá a buscar su propio beneficio y el de la empresa que le concede los privilegios y no trabajará por el bien de los estudiantes y la comunidad, que es lo que le corresponde como educador”.

874540

2019-08-05T21:00:00-05:00

article

2019-08-05T22:42:48-05:00

[email protected]

none

Camila Taborda @Camilaztabor

Educación

Denuncian que tres rectores en Jericó estarían aliados con AngloGold

70

9472

9542