Estos son los cambios de la cuarta versión de 'Ser Pilo Paga'

Santos aseguró que en 2018 habría 40 mil estudiantes de educación superior beneficiados. El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, dijo que el presupuesto para este programa el próximo año será de $860 mil millones.

En la actualidad, hay 32 mil estudiantes beneficiarios en 990 municipios.Archivo

El presidente Juan Manuel Santos realizó este jueves el lanzamiento de Ser Pilo Paga IV, el que se ha convertido en uno de los principales programas de educación de este Gobierno. También estuvieron presentes la ministra de Educación Nacional, Yaneth Giha, y ocho estudiantes beneficiarios del mismo. Santos aseguró que la meta de esta nueva convocatoria es llegar a 40 mil ‘pilos’.

Entre las cifras que resaltó Santos tras tres años de este programa, que empezó en 2014, se encuentra que, en las primeras tres convocatorias de Ser Pilo Paga se han beneficiado alrededor de 32 mil estudiantes en 990 municipios de todo el país. También que “desde la creación del programa, la probabilidad de que un joven de bajos recursos económicos ingrese a una institución acreditada pasó del 36 % al 69 %”. Además, aseguró que, de manera progresiva, se ha aumentado el puntaje mínimo en las pruebas Saber 11 para poder ser beneficiario, ubicándose este año en 348 puntos.

(Lea aquí: Trasfondo del debate por Ser Pilo Paga).

Pero no solo mencionó los logros que se han conseguido en los últimos años, sino que también dijo cuáles son las metas que tiene para este programa antes de dejar la Casa de Nariño. Lo primero que dijo fue que se aspira a que la cifra de ‘pilos’ pase de 32 mil a 40 mil en todo el país. En cuanto al presupuesto que esto necesitaría, en días pasado, el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, dijo, en entrevista con Blu Radio, que el presupuesto en 2018 para Ser Pilo Paga es de 860 mil millones, que se repartirán entre los que ya están en el programa y los nuevos.

Además, y para hacerle frente a una de las principales críticas que se ha hecho a este programa desde que empezó a funcionar, Santos afirmó que se espera que el 30 % de los estudiantes ‘pilos’ opten por estudiar en una de las 15 universidades públicas adscritas al programa (en total son 47 instituciones de educación superior), que por una privada. Por eso, explicó, se crearán varios beneficios para tal fin como permitir que los que se presenten a instituciones públicas, lo hagan un año después de graduarse del colegio para que se puedan preparar para los exámenes de admisión.

(También: Los cinco cambios que haría a Ser Pilo Paga).

También explicó que habrá dos zonas en la que los estudiantes recién graduados serán priorizados: la primera, Mocoa, que resultó gravemente afectada tras una avalancha en abril pasado, donde se espera que haya 51 nuevos ‘pilos’. La otra zona es la que comprende los municipios focalizados en el plan Todos Somos Pacíficos, donde se espera que, en total, haya 158 beneficiarios del programa.

Por último, Santos aseguró que, aunque son muchas las voces críticas a este programa, “son los resultados los que hablan de su impacto real. Es un programa muy positivo y queremos que vaya más allá de este Gobierno, que sea una política de Estado una educación de calidad al alcance de todos los jóvenes es la mejor garantía de un futuro más próspero y de un futuro en paz”.