Evaluación docente, a revisión

Examen escrito sería reemplazado por uno presencial, en el que un educador evaluará el trabajo de otro en el aula.

La panorámica es de la Plaza de Bolívar de Bogotá, donde ayer se reunieron cientos de maestros que respaldan el paro nacional del magisterio que ya completa dos semanas.
El anuncio lo hizo la ministra de Educación, Gina Parody: la evaluación escrita por competencias que ha utilizado el Gobierno desde 2002 para escalafonar a los maestros del país y que ha sido criticada por estar mal diseñada, se revisará y se transformará. “Vamos a hacer una evaluación realizada por pares que capture, que mire y que observe la calidad de los docentes, pero lo que no va a cambiar es que la evaluación seguirá siendo el mecanismo de los docentes para ascender”.
 
La propuesta eliminaría la prueba escrita para convertirla en un ejercicio en el que un docente evaluador visitaría el aula de clase para determinar qué aspectos debería mejorar. Aunque el presidente de Fecode, Luis Grubert, se mostró complacido con el avance de la negociación, prefirió no entregar declaraciones antes de que los acuerdos se firmen. “Queremos hablar desde los hechos firmados, pero podemos decir que hay adelantos importantes en cuanto a la evaluación”, le dijo a El Espectador.
 
Continuando con las jornadas de protesta, se espera que hoy por lo menos 50.000 docentes de todo el país instalen campamentos en distintos puntos de Bogotá. La Universidad Nacional, el Parque Nacional y el Planetario serán algunos centros de concentración.