Ingreso a la Nacional, suspendido hasta nuevo aviso por disturbios

La vicerrectoría de la sede Bogotá informó que toda actividad queda suspendida tras los disturbios de esta tarde entre estudiantes y ESMAD.

Referencia de las protestas del 15 de noviembre. Foto tomada de cuenta de Twitter: @rafacolontorres

En la tarde de este jueves, capuchos y uniformados del Escuadrón Antidisturbios fueron protagonistas de altercados en las inmediaciones de la Universidad Nacional. En respuesta, la vicerrectoría anució que suspendera las actividades al interiuor del campus hasta nuevo aviso.

También huboenfrentamientos entre manifestantes encapuchados, Policía Nacional y Esmad frente a la  Universidad Pedagógica Nacional, en Bogotá. 

El anuncio llega seis días desués de que Jaime Franklin, vicerrector de la Universidad Nacional, informara en la mañana de este viernes 16 de noviembre que el semestre académico de la Universidad Nacional no se aplazará. En su lugar, se reprogramarán las ocho semanas de clase que faltan. (Puede interesarle: ¿Por qué marchan los estudiantes? Aquí las claves para entenderlo)

Durante los días anteriores, hemos visto escalar acciones violentas en los predios universitarios. Esta situación reviste especial gravedad", dijo. Agregó que no hay "nada más alejado de los valores y formas de proceder propios de la academia" que las acciones violentas y que "esta situación pone en riesgo la integridad de las personas de nuestra comunidad y lesiona la imagen de la Universidad Pública", manifestó la rectora Dolly Montoya en un comunicado a la universidad pública. 

"Es inaceptable que un país que ha tenido un largo período de guerra interna y un desplazamiento forzado, y que ahora busca reconstruir su tejido social" siga reproduciendo "la cultura de la violencia", agregó la rectora. 

Los estudiantes y el gobierno nacional están sentados en una nueva mesa de negociación desde el lunes, sin resultados aún. No hay señales de que los estudiantes de 32 universidades del país vayan a levantar el paro que declararon hace poco más de un mes, una medida de presión a través de la cual exigen más presupuesto para las instituciones de educación pública del país. si bien el gobierno ya aceptó adicionar $3,4 billones a la educación superior pública a lo largo de cuatro años, los estudiantes siguen marchando por conseguir $580 mil millones más para cerrar el 2018. (Puede leer: Un mes de marchas universitarias en 12 claves)

La semana pasada,  los estudiantes finalizaron la toma pacífica del edificio  administrativo Uriel Gutiérrez en la sede Bogotá de la Nacional, que se tomaron el pasado 8 de noviembre. De acuerdo con los manifestantes, el acto simbólico era una forma de expresar el rechazo a lo que ellos llaman "falta de voluntad política del gobierno nacional”. (Para entender mejor: ¿Por qué los estudiantes se tomaron el edificio administrativo de la Universidad Nacional?)