Canciller japonés visita por primera vez Colombia

Tarô Kôno, Ministro de Relaciones Exteriores de Japón, visitará Colombia entre el 15 y el 16 de agosto. La gira ministerial, que incluye también a Ecuador, Perú y México, reviste una gran importancia tanto por el personaje como por los temas que están a su cargo.

El ministro de Relaciones Exteriores japonés, Taro Kono. AFP

Kôno pertenece a una destacada familia de políticos. Su padre, Yôhei Kôno, fue presidente del Partido Liberal Democrático (LDP), portavoz de la Cámara de Representantes y ministro, incluida la cartera de relaciones exteriores. Y su abuelo, lo mismo que su tío abuelo, fueron actores destacados dentro de la política japonesa.

Ver más: Los escándalos que amenazan al primer ministro japonés)

En el próximo mes de septiembre el PLD, que es el partido de gobierno, llevará acabo sus elecciones internas para elegir a su nuevo presidente. El primer ministro Abe se presentará a la reelección, pero hay una lista de aspirantes —aquí hablaríamos de sonajero— en la que figura el actual Canciller junto con otras personalidades. Y no sería la primera vez que Kôno somete su nombre a consideración de su colectividad. Ya lo había hecho en 2009.

Su hoja de vida resulta ser muy atractiva. Se graduó de la universidad de Georgetown en Washington después de lo cual trabajó para varios congresistas norteamericanos, experiencia que le permitió conocer el sistema desde adentro. De regreso a Japón se vinculó con la empresa privada, particularmente con Fuji Xerox que con seguridad le amplió su formación y su visión de las realidades.

En 1996, cuando tenía 33 años y 11 de haberse graduado, se presentó y ganó sus primeras elecciones, éxito que ha repetido en seis nuevas oportunidades. Este número de reelecciones, en Japón, es uno de los requisitos que permite entrar en la fila india de aspirantes a la magistratura. A ello debe sumarse su trayectoria dentro de su partido y dentro del ejecutivo en el que se ha desempeñado como viceministro y ministro de varias carteras. La última, la de relaciones exteriores la ocupa desde hace un año.

(Le puede interesar: Cinco cosas que no sabía del presidente de Japón)

Una característica destacada de Kôno ha sido su particular forma de hablar con franqueza, y sin rodeos y de ventilar públicamente sus puntos de vista aún cuando se aparten de lo establecido. Como se sabe, Japón desde hace años y reiteradamente viene pujando por una reforma al Consejo de Seguridad de la ONU que le permita tener asiento en el organismo. Una de las medidas que Kôno logró pasar en la Dieta, fue la reducción del 10% gradual de los aportes japoneses a la ONU como mecanismo de presión para lograr los cambios. No sería arriesgado pensar que esto reflejara su experiencia en Washington.

Dentro de los temas de su interés y de su resorte están el futuro de la energía nuclear, la reforma constitucional, las delicadas negociaciones con Washington, Seúl y Beijing sobre Corea del Norte, la guerra comercial con Estados Unidos y el reacomodo de los poderes globales. Kôno es el segundo Canciller japonés que visita a Colombia. El primero fue Shintaro Abe, padre del actual primer ministro, quien fue huésped de nuestro gobierno en 1985. El nuevo ministro Carlos Holmes Trujillo, quien conoce bien Japón, entenderá la calidad del mensaje y la oportunidad que se despeja para mirar con ojos frescos las potencialidades que nos esperan.